Los expedientes de empleo saturan los juzgados y sufren fuertes retrasos

Los sindicatos critican la individualización de demandas colectivas

Los sindicatos han alertado de la congestión de demandas laborales en los juzgados de Lo Social de Valencia, que acumulan asuntos que podrían resolverse en tres o cuatro meses y se demoran hasta un año. La Junta de Jueces de Lo Social decidió el año pasado individualizar los expedientes de regulación de empleo colectivos con la intención de garantizar una mayor eficacia. Fuentes sindicales discuten el resultado.

Los 15 juzgados de Lo Social de Valencia acumulaban ya un retraso importante en la tramitación de las demandas colectivas con anterioridad a la decisión de la Junta de Jueces de disgregar algunos expedientes colectivos. Sin embargo, el tiempo medio entre la presentación de la demanda y su resolución oscilaba entre dos y tres meses, según fuentes sindicales y entre cuatro y cinco, según fuentes jurídicas. Ahora, tras el cambio en la tramitación, estas decisiones se pueden llegar a demorar de ocho meses a un año, según las distintas fuentes consultadas. Un lapso temporal consecuencia de una decisión que contrasta con la voluntad de agilizar la administración de justicia a través de los procesos rápidos.

"La Junta de Jueces de Lo Social decidió la individualización de algunas demandas colectivas para garantizar una mayor eficacia en la respuesta a los afectados. Ocurría en muchas ocasiones que al tramitarlas de forma conjunta había situaciones particulares que no quedaban resueltas y generaban demandas posteriores. El juez, ahora, estudia primero la demanda colectiva que le llega y la parcela en función de aquellas peticiones que son comunes", argumenta el secretario autonómico de Justicia y ex decano de los jueces de Valencia, Fernando De Rosa. Esa práctica, según afirma De Rosa, genera efectivamente un mayor volumen de trabajo y en consecuencia un retraso en la resolución que, en su opinión, se compensa en términos de eficacia.

Juicios en un año

Aunque el secretario autonómico de Justicia no facilitó cifras, fuentes sindicales indican como ejemplo que un centenar de demandas colectivas presentadas entre enero y abril pasados se ha convertido en algo más de 500.

Las mismas fuentes aseguran que los juzgados estaban fijando señalamientos para los juicios a mediados de julio para el mismo mes del próximo año. En este sentido, fuentes jurídicas confirman señalamientos para abril de 2004, lo cual supone ya una demora de nueve meses, cuando la media en resolver una demanda individual oscilaba entre cuatro y cinco meses.

Las mismas fuentes sindicales alertan además de otra consecuencia de esta práctica judicial consistente en individualizar los expedientes de regulación de empleo colectivos. Demandas con el mismo origen, ahora separadas, y de casuística similar obtienen fallos distintos al haber ido a parar a oficinas judiciales diferentes.

Esta situación se produce únicamente en los juzgados de Lo Social de la ciudad de Valencia, advierten las fuentes sindicales. La acumulación de expedientes y retrasos se ha agravado y la agilización de los trámites para reducir la espera de los afectados exigiría aumentar el número de medios disponibles.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción