Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Etxebarria se resigna a dejar el Consorcio y fía su defensa al PNV

El edil bilbaíno renuncia a ir hoy a la reunión sobre la 'guerra del agua'

El todavía presidente del Consorcio vizcaíno de Aguas, el edil peneuvista bilbaíno Iñaki Etxebarria, cuya destitución fue acordada en el pleno de Bilbao del martes, se ha resignado a su cese, forzado por la oposición del Ayuntamiento en contra del criterio de su partido, el PNV. Fuentes de la entidad aseguraron ayer que Etxebarria no va a realizar ninguna actividad en representación del Consorcio y hoy ya no tiene previsto acudir a la reunión de la llamada Mesa del Zadorra convocada en Vitoria.

Esta reunión va a tratar la guerra del agua reabierta entre las principales instituciones alavesas y el Consorcio después de las últimas inundaciones por el desembalse de los pantanos del Zadorra. El Ayuntamiento de Vitoria reprochó al Consorcio que no abriese antes la presa y Etxebarria se metió de nuevo en una polémica al asegurar que entre sus funciones no se incluye decidir "cuándo tiene que llover y cuándo tiene que deshelar".

La entidad de aguas aún no ha tomado ninguna decisión sobre el nuevo presidente, cargo que, según las fuentes consultadas, será ocupado por ahora por el actual vicepresidente, el alcalde de Arrigorriaga, el también peneuvista Alberto Ruiz de Azua. Etxebarria se mostró muy molesto por la maniobra de la oposición bilbaína (PP, PSE e IU), que aprobaron la moción que le cesa como representante del Ayuntamiento en el Consorcio y, por consiguiente, le imposibilita seguir en la presidencia, cargo que mantenía desde 1999.

"Me han cesado. ¿Qué vamos a hacer?", fueron las palabras de Etxebarria al gerente del Consorcio, Javier Olivares, nada más finalizar el pleno, según testigos de la conversación telefónica.

La entidad de aguas está a la espera de recibir la comunicación oficial del consistorio, una vez redactada el acta del pleno, para proceder al reemplazo de Etxebarria, que se irá cuando pesa sobre él dos denuncias judiciales por publicar anuncios en prensa pagados con dinero público para criticar a socialistas y populares. Su salida del cargo se producirá semanas antes de que se conozca el informe definitivo del Tribunal de Cuentas sobre la gestión del Consorcio entre 1997 y 2001, que en las conclusiones provisionales ha apreciado graves anomalías, como desvío de fondos o cobros "improcedentes" de las tasas del agua y ha considerado ilegales los negocios en el extranjero.

Mientras, como anunció en el mismo pleno el alcalde, Iñaki Azkuna, el grupo municipal del PNV en Bilbao presentó ayer un recurso judicial para invalidar la decisión plenaria, según fuentes peneuvistas. El PNV considera que la destitución de Etxebarria sólo compete al grupo político que le nombró y no al pleno, donde se hizo la designación oficial.

La intención del PNV es pedir la suspensión cautelar del acuerdo plenario, pero, según los medios consultados, la decisión del juez que analice el caso se demorará al menos dos meses. Además de estudiar la documentación, tiene que escuchar a las partes implicadas

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 20 de febrero de 2003