Roca rechaza Asuntos Exteriores

Miquel Roca, ex secretario general de Convergència Democràtica, ha vuelto a ser tentado con una cartera ministerial: la de Asuntos Exteriores. Y ha vuelto a vencer la tentación. Si en 1993 los socialistas le hicieron la primera oferta -lo que provocó su alejamiento de la primera línea política, previa polémica con el presidente de la Generalitat, Jordi Pujol- esta semana la propuesta salió del Partido Popular.

Roca contestó ayer con un lacónico 'no coment' a las preguntas de este diario respecto a la oferta de José María Aznar. Fuentes del Gobierno catalán aseguraron a EL PAÍS que el ofrecimiento se había producido. No obstante, y en comparecencia oficial, el conseller en cap, Artur Mas, se encargó de negarlo: 'No nos consta ningún ofrecimiento de algún ministerio a Miquel Roca, y lo digo así de claro y le puedo asegurar que no ha habido ningún tipo de consulta, ni al presidente de la Generalitat ni a mi mismo ni a nadie de la Generalitat , con lo interpreto que esto es parte de la rumorología.'

Más información

De esta manera, Mas intentaba conjurar los fantasmas que aun revolotean por Convergència i Unió, después de que a finales del año pasado el propio Aznar ofreciese a los nacionalistas catalanes compartir mesa y mantel en el Consejo de Ministros.

En aquella ocasión, desde el electorado conservador de CiU -los empresarios- no se entendió que Jordi Pujol se negara a la oferta sin siquiera sentarse a hablar con el Gobierno central.

En cambio, las bases militantes nacionalistas de la federación aplaudieron la actitud de la dirección de CiU. Pero cuando no se habían apagado los ecos de esa batalla y mientras Convergència i Unió prepara con ahínco su distanciamiento del PP -con la vista puesta en las autonómicas de 2003- llega la oferta a Roca, que comunicó su decisión de rechazar la cartera de Exteriores al mismísimo Jordi Pujol, según diversas fuentes.

Aunque no esté en primera línea, el ex dirigente nacionalista nunca se ha apartado del todo de la vida política. En la actualidad está en el consejo de notables creado para animar el debate sobre el futuro de la Unión Europea. Pero Roca centra el 90% de sus energías en su intensa vida profesional: está al frente de un bufete de 150 abogados, que cuenta con Telefónica en su cartera de clientes; es secretario del consejo de administración del Banco Sabadell; su nombre se baraja como presidenciable de la Caixa, y es consejero de Dragados a propuesta de Florentino Pérez, con quien Roca compartió la aventura política del Partido Reformista en 1986.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 09 de julio de 2002.

Archivado En:

Te puede interesar

Suscripciones El PaísSuscríbete

Lo más visto en...

Top 50