Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las universidades iberoamericanas se integran en un organismo común

La iniciativa persigue la coordinación general de todas las instituciones

Las universidades españolas, portuguesas y de América Latina van a constituir un Consejo Universitario Iberoamericano con el fin de consolidar un espacio común de educación superior.

Las universidades españolas, portuguesas y de América Latina van a constituir un Consejo Universitario Iberoamericano con el fin de consolidar un espacio común de educación superior. El objetivo de este consejo será abrir las puertas a la cooperación entre estas universidades. Entre ellos, fomentar la movilidad de profesores y estudiantes, donde se garantice el reconocimiento académico del periodo de estudios cursados por los alumnos en otro país, y llevar a cabo programas de doctorados compartidos entre estas instituciones.

El consejo también prevé realizar programas de evaluación de calidad y acreditación de estas instituciones aprovechando que todas ellas comparten dos lenguas, el español y el portugués.

Otro de los proyectos es crear un servicio permanente de información e intercambio de experiencias en materia educativa superior. Además, el consejo aspira a ser la voz de las universidades iberoamericanas en los foros de coordinación intergubernamentales.

En este consejo, en el que se integrarán todos los países iberoamericanos, cuenta ya con el apoyo de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE), el Conselho de Reitores das Universidades Portuguesas, el Consejo de Rectores de Universidades Privadas de Argentina, la Asociación Colombiana de Universidades, representantes del sistema universitario de Cuba, el Consejo Nacional de Universidades y Escuelas Politécnicas de Ecuador, la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior de México, la Asamblea Nacional de Rectores de Perú, la Asociación Dominicana de Rectores de Universidades y la Asociación Venezolana de Rectores Universitarios.

Todas estas asociaciones coinciden en la necesidad de incrementar y hacer más eficaz la cooperación entre las instituciones universitarias, ya que están convencidos del papel clave que juega la educación superior en el desarrollo de los pueblos como motor principal de progreso y transformación social. Así, desde la CRUE, se señala que aunque existe una tradición de cooperar entre universidades iberoamericanas, hasta la fecha no han existido suficientes programas y medidas de interrelación entre ellas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 20 de mayo de 2002