Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Nuclear, no; gracias

Les escribo avergonzado por la desfachatez de las declaraciones de la vicepresidenta de la Comisión Europea Loyola de Palacio y el secretario de la OCDE diciendo: 'O cumplimos con el protocolo de Kioto y mantenemos la producción nuclear, o renunciamos a Kioto'.

Cuando se habla de que 'la energía nuclear es insustitutible por su interés económico y su escaso impacto medioambiental' se tergiversa y desinforma. No dudo del interés económico de las grandes eléctricas en el asunto, pero a los consumidores lo que nos llega es el pago de cánones por la moratoria nuclear (las eléctricas no ponen un duro) o los accidentes como Chernóbil o los 'incidentes' de seguridad como la ocupación temporal por Greenpeace de la central de Zorita.

Debatamos sobre nuclear sí o no, pero no se mezcle interesadamente con el cumplimiento del Protocolo de Kioto, cuando hay países, como Alemania y Holanda (España ya lleva un aumento del 30% sobre 1990 en emisiones de gases invernadero), que ya han reducido sus emisiones con respecto a 1990 apostando por la energías alternativas: eólica, solar, etcétera, e intégrense los costes del almacenamiento por cientos de años de los residuos radiactivos en cementerios seguros en el cálculo de los costes de la energía nuclear a ver si resulta tan barata.

Parece como si el PP sólo supiera hacer política antimedioambiental, como el Plan Hidrológico Nacional o la apuesta por lo nuclear.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 4 de mayo de 2002