El PSOE suspenderá a los militantes denunciados por malos tratos o abusos

El partido socialista expulsará a los condenados

El PSOE suspenderá cautelarmente de militancia a aquellos afiliados sobre los que pese la admisión a trámite de una denuncia por malos tratos, abusos, agresiones sexuales o acoso laboral. La suspensión será definitiva cuando exista una sentencia judicial firme que establezca su culpabilidad. Ésta es una de las medidas que figura en el plan de igualdad que hoy prevé aprobar el Comité Federal, máximo órgano socialista entre congresos. El objetivo de la iniciativa es favorecer las condiciones de igualdad en el partido y la democracia paritaria.

El requisito de que hombres y mujeres se repartan en las listas electorales de forma que la presencia de cada sexo no sea inferior al 40% ni superior al 60%, adoptado años atrás, se extiende ahora a los órganos de representación de segundo nivel, como las diputaciones. El plan, que recoge entre sus objetivos aumentar la militancia femenina (ronda el 30%), incluye una medida interna propuesta con carácter general en el Parlamento y rechazada por el PP: la creación de un permiso de paternidad exclusivo para los varones. Ahora sólo pueden disponer de él si las madres trabajadoras les ceden parte de sus 16 semanas de licencia retribuida.

El plan del PSOE prevé conceder un permiso especial de paternidad a los trabajadores varones del partido cuando sean ellos los que disfruten del permiso de maternidad. A aquellos que tomen menos de cuatro semanas el PSOE les dará otra retribuida. Los empleados que disfruten de más de cuatro tendrán dos semanas de permiso extra con cargo a las arcas socialistas. El PSOE tiene cerca de 200 empleados. También se propone crear un servicio de guardería en la sede federal para los trabajadores y los asistentes a reuniones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 25 de abril de 2002.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50