Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
COLUMNA

Correr el tiempo

Entre una cosa y otra, Manuel Chaves ha decidido aplazar hasta después de la Feria de Sevilla su comparecencia para explicar, por fin, ante el Parlamento en qué consiste eso de la segunda modernización. Al principio, Chaves la relacionó con 'un nuevo horizonte de autogobierno'. Al día siguiente -pronto hará 10 meses-, el grupo socialista presentó en el Parlamento una resolución en la que instaba a la Junta a impulsar y liderar la 'reforma del Estatuto' y a abrir un 'amplio debate' que 'conduzca a profundizar en el autogobierno' y genere una 'amplia movilización' para 'abordar la segunda modernización'.

Después del verano, pasados los calores, se dejó de hablar, de pronto y sin dar explicaciones, de la reforma del Estatuto y Chaves deslizó el asunto hacia la convergencia económica con Europa, planteando una meta que parece imposible: estar dentro de 20 años entre las 20 primeras regiones europeas. Eso sí, no dijo cómo pretendía lograrlo. Quizá lo sepamos después de Feria. Pero el tiempo pasa: para entonces, Chaves tendrá que acercar el horizonte que se había marcado. El 'dentro de veinte años' será ya 'dentro de diecinueve años'.

La movilización prevista es inexistente y el debate no es precisamente 'amplio': la radio y la televisión públicas se han mantenido al margen y en la web abierta al efecto había, a la semana de su apertura, no más de 60 aportaciones que respondían a los diversos interrogantes que se planteaban en la misma web. Entre los interrogantes no faltan algunos enigmáticos -como el que pregunta qué pueden aportar 'de especial' las mujeres a la economía sostenible- y otros megalómanos, como el que propone como motivo de discusión que Andalucía aspire a ser el 'principal referente cultural del mundo hispano y mediterráneo' y capital de un montón de cosas. Es improbable que con propuestas como éstas disminuyan nuestras altas tasas de analfabetismo funcional.

La web está respaldada por un foro, que se llama Consejo Asesor de la Segunda Modernización, que imagino espera a ser más tenido en cuenta que el foro Andalucía en el Nuevo Siglo, convocado la pasada legislatura. El Consejo está formado por gente muy valiosa y crítica. Muchos de ellos estaban también en el anterior foro y no disimulan su escepticismo. Es el caso del catedrático de Economía Francisco Ferraro, que afirmaba recientemente que 'no es necesario ni reformar el Estatuto ni ninguna legislación especial; lo que hace falta son ideas, proyectos y el liderazgo y la energía política para abordarlos'. Otro, el catedrático de Periodismo Bernardo Díaz Nosty, en su introducción al libro La comunicación en Andalucía 2002, de próxima publicación, descubre que el empeño de la modernización repite 'rasgos voluntaristas', ya mostrados por Rodríguez de la Borbolla, en los que 'el pensamiento del cambio es más retórico que estratégico'.

Hace tres años, el propio Chaves calificó de 'diagnóstico' los trabajos del Foro Andalucía en el Nuevo Siglo. Habría que preguntarle qué sentido tiene pedir una segunda opinión a un grupo formado, más o menos, por los mismos expertos. La iniciativa no parece que conduzca a nada, excepto que lo que se pretenda sea, simplemente, dejar correr el tiempo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 12 de abril de 2002