Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los grandes del flamenco rinden homenaje a Rafael Riqueni

Morente, Mercé y Linares tocan en concierto a beneficio del guitarrista

Rafael Riqueni del Canto, sevillano de 40 años, es uno de los grandes guitarristas flamencos de la generación que siguió a la de Paco de Lucía. Es un compositor y tocaor exquisito, con una sensibilidad a flor de piel, que con sólo 15 años impresionó profundamente en el Concurso de Córdoba, mereciendo el gran premio de guitarra en concierto. Ahora que Riqueni atraviesa una grave enfermedad, colegas suyos como Enrique Morente, José Mercé y Carmen Linares participan en dos conciertos a beneficio de Riqueni.

Los amigos del flamenco de Riqueni, que en Madrid son muchos puesto que ahí residió durante sus años de más éxito, acuden en un gran homenaje que le rendirán el jueves 11 y el viernes 12 en el teatro del Ateneo Cultural de Comisiones Obreras, con dos impresionantes conciertos. El jueves, los cantaores Enrique Morente, José Mercé, Ramón el Portugués y Guadiana; los bailaores Blanca del Rey y Manolete; los guitarristas Pepe Habichuela, Enrique de Melchor y Felipe Maya, y el grupo La Barbería del Sur. El viernes, los cantaores Carmen Linares, Diego El Cigala y El Yunque; los bailarines El Güito, Carmen Cortés y Javier Barón, y los guitarristas Gerardo Núñez, Jerónimo, Paco Cortés y Niño Josele.

El precio de cada sesión es de 16 euros, y los beneficios se entregarán a la madre de Riqueni. No sé si esta contribución desinteresada de los amigos flamencos de Riqueni servirá para mejorar de alguna manera el bienestar del guitarrista, pero en todo caso aliviará la penosa situación económica derivada de su enfermedad de carácter psicológico, que le obliga a ingresar a menudo en centros especializados.

Una obra excepcional

La de concierto es la especialidad en la que Riqueni ha desempeñado lo fundamental de su obra, incluida la discografía con cinco volúmenes publicados. Su obra grabada es de rango excepcional y permitía confiar en Riqueni como uno de los legítimos continuadores de los nombres más gloriosos de la música flamenca, los Ricardo, los Sabicas, los Esteban de Sanlúcar, a quienes considera sus maestros y a quienes dedicó un disco homenaje de gran belleza titulado así, Maestros. Riqueni es un creador imaginativo y personal y un intérprete impregnado de ese aroma inequívoco de la Triana que le vio nacer.

Otra de sus obras fundamentales es la Suite Sevilla, ambiciosa creación no específicamente flamenca, puesto que evoca todo el ambiente musical sevillano con el que creció. Riqueni declaraba haber pretendido demostrar con ella, tanto a él mismo como a la audiencia en general, 'que la música andaluza y la música de España son muy grandes y que los valores no están solamente en los valores flamencos, también están en valores estéticos y musicales, que el concepto, digamos, de la palabra flamenco para mí es más amplio de lo que puede ser un guitarrista o un músico flamenco'.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 8 de abril de 2002