Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El superávit será de 1.853 millones de pesetas en el ejercicio de 2002

El titular de Economía y Finanzas, que ayer presentó sus primeros presupuestos, afirmó que tendrán un superávit de 1.853 millones de pesetas (11,1 millones de euros), frente al de 330 millones de pesetas (1,98 millones de euros) previsto para este año.

Según las cuentas presentadas por Homs, en el ejercicio de 2002, la Generalitat, que no prevé realizar ninguna privatización, pasará a tener como fuente principal de ingresos los impuestos indirectos -IVA y Especiales-, que forman parte de la cesta de tributos cedidos por el Gobierno central. Los gastos corrientes crecerán el 8,5% (los de personal el 6,2%).

La arquitectura de los presupuestos presentados ayer se fundamenta en un escenario macroeconómico que, según dijo Homs, llevará a que la economía catalana crezca el próximo año el 2,7%, una décima menos de lo previsto para el conjunto de 2001. Esta previsión de crecimiento es inferior a la del conjunto de España (2,9%), aunque el consejero atribuyó este hecho a que el Gobierno catalán ha utilizado datos más actualizados, por lo que al final el incremento será 'prácticamente equivalente'. El PIB de Cataluña se situará el próximo año en 21,778 billones de pesetas (130.894 millones de euros). En otras palabras, de cada 100 pesetas generadas en Cataluña, 12,8 son gastos de la Generalitat.

El Gobierno catalán prevé un crecimiento del paro registrado en Cataluña el próximo año, que pasará del 6,1% al 6,6%. Homs afirmó que en 2002 se crearán 38.200 nuevos puestos de trabajo, frente a los 42.300 previstos para este año.

No obstante, el paro estimado, en términos de Encuesta de la Población Activa (EPA), bajará del 8,6% al 8,5%, dijo el consejero de Economía. Las exportaciones, debido al contexto internacional, perderán fuelle y crecerán el 9,5%, frente al 11,5% de este año.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 13 de noviembre de 2001