Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:Raíces

Activistas y luchadores

Un seminario reúne las investigaciones más recientes sobre la guerra civil y la II República en el sur de Sevilla

El que aparece en la fotografía tocado con gorro tipo Lenin, bigote y sujetando un papel es Bartolomé Lorda Urbano. Un moronense, dirigente de la CNT, forzado al exilio durante la dictadura de Primo de Rivera, que pasó en Buenos Aires. Allí, se forjó como sindicalista en las huelgas argentinas de aquellos años hasta que al final de la década de los veinte regresó a su localidad natal. Aparte de movilizar a toda la comarca en la II República, se puso al frente del Comité Anarquista de Defensa Republicana de Málaga. Con él estaba otro activista, José Margalef, un catalán que recaló en la localidad sevillana tras los sucesos de la Semana Trágica de Barcelona, en 1909. Lorda fue fusilado el 24 de junio de 1940 en Sevilla por los franquistas. Margalef se exilió en México y allí vivió hasta su muerte.

Éstas son algunas de las biografías que una decena de becarios -coordinados por el historiador moronense Juan Pablo Morilla y bajo la dirección de Leandro Álvarez Rey, profesor de Historia Contemporánea de la Hispalense- presentan en el seminario Segunda República y guerra civil en el sur de Sevilla, que se celebra estos días en cuatro municipios sevillanos: Morón de la Frontera, Arahal, La Puebla de Cazalla y Montellano.

El seminario es fruto de un trabajo de investigación que este grupo de jóvenes universitarios, a iniciativa de la Fundación Fernando Villalón y la revista Mauror, comenzó hace un año. Los becarios han rastreado archivos municipales y privados y han recogido testimonios orales de personas que vivieron la República y la contienda o de sus familiares.

'Se han estado haciendo grabaciones con estas personas que están llegando al final de sus vidas. Otras fuentes se han obtenido a partir de familiares, desperdigados muchos en Argentina, México o Francia', explica Morilla, director de la revista de ciencias sociales Mauror.

El objetivo del seminario, que se desarrollará hasta el 11 de octubre, es recopilar las investigaciones más recientes sobre la II República y la guerra civil en el sur de Sevilla, y también en el norte de Cádiz y de Málaga. Morilla resalta tres aspectos fundamentales que se han puesto de relieve en las jornadas. Uno, la presencia dominante de la CNT en la comarca, exceptuando a La Puebla, feudo de la UGT y el PSOE. Otro, los expedientes conservados de la reforma agraria que no llegó a aplicarse. 'Hoy se conocen los expedientes de los archivos estatales. Se tienen noticias de las fincas afectadas, de la resistencia patronal y de la ilusión que creó en los jornaleros, decepcionados cuando ven que no se cumple', añade Morilla.

Otro tema importante es la labor educativa que desarrollaron el Ministerio de Instrucción Pública, los ateneos libertarios y las bolsas de maestros que pagaban los sindicatos, 'que iban de cortijo en cortijo para enseñar a los jornaleros'. El seminario hace también un repaso a la función de los comités de defensa republicanos en estos pueblos, su resistencia y la toma final por la columna del comandante Castejón.

El historiador Jésus Narciso Núñez presenta hoy un texto inédito: el diario de operaciones utilizado en las columnas del sur de Sevilla y el norte de Cádiz, procedente del archivo del general Varela. 'Se trataba de documentos de uso interno de los generales', precisa Morilla.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 3 de octubre de 2001