Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hallados en Ardales los restos de una iglesia mozárabe de finales del siglo IX

Cultura abre en Orce una oficina para coordinar actividades arqueológicas

El hallazgo arqueológico se produjo por casualidad, cuando el propietario de los terrenos donde está emplazada la iglesia realizaba tareas agrícolas. Dos arquéologos y otros tantos operarios trabajaron desde mediados de julio en la excavación que ha revelado una basílica de tres naves: una superior con forma de herradura, otra central para la jerarquía y una situada en un nivel inferior para los fieles.

El Ayuntamiento de Ardales ya ha solicitado a la Consejería de Cultura autorización para completar la excavación y ha propuesto la construcción de un edificio diáfano que encierre los restos arqueológicos a fin de garantizar su protección. Según Salvador Pendón, vicepresidente de la Diputación y alcalde de Ardales, esta obra permitiría crear un centro de interpretación para los visitantes.

La iglesia -de nueve metros de ancho y 15 de largo- está ubicada en la zona de Bobastro, cerca del pantano de El Chorro. Pertenece a la ciudad medieval que fue centro de resistencia al califato cordobés y cuyo declive se inició después de que fuera conquistada por los árabes en el año 927.

A fin de proteger los restos, ayer mismo se cubrieron las partes más sensibles de la construcción y hoy se iniciará el vallado el perímetro. El Ayuntamiento ha comenzado ya las gestiones para lograr la cesión de los terrenos por parte de su propietario.

Cuenca Guadix-Baza

Por otra parte, la consejera de Cultura de la Junta de Andalucía, Carmen Calvo, presentó ayer en Orce la nueva oficina técnica del proyecto arqueológico y palentológico de la Cuenca Guadix-Baza que, a partir del próximo mes de septiembre, funcionará como centro coordinador de todas las investigaciones que se realizan en la zona.

El centro pretende impulsar a toda la comarca como uno de los principales yacimientos arqueológicos del país, en donde en las últimas campañas de excavaciones se han encontrado industrias líticas que corroboran la presencia de homínidos de en torno a un millón de años de antigüedad o restos fósiles, como una cadera de elefante de más de 1,2 millones de años, que confirman la riqueza faunística que hubo en la zona.

La oficina, que ya ha comenzado a albergar los restos encontrados en los yacimientos de la cuenca en los dos últimos años, será el primer paso, según explicó ayer Carmen Calvo, para un futuro parque arqueológico en Orce que tratará de potenciar tanto los aspectos científicos como de divulgación al objeto de hacer compatibles el turismo cultural en la zona con las diversas actividades que realizan arqueólogos y paleontólogos por todos los alrededores.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 24 de agosto de 2001