Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La 'trikitixa' sigue ganando terreno en el catálogo de Elkarlanean

Elkarlanean, la discográfica centrada en la edición de música cantada en euskera y entroncada con la tradición vasca, debe buena parte de sus ingresos al tirón de la trikitixa. Así, no es de extrañar que dos de sus apuestas para este verano, la recopilación Triki mex y el segundo disco de Epelde y Larrañaga, se basen en el sonido del pequeño acordeón, un instrumento que ha saltado las fronteras de Euskadi gracias, en parte, al éxito de Kepa Junkera.

En Triki mex, Elkarlanean ha reunido 'los temas más frescos y alegres, de ambiente festivo', de su catálogo con la intención de que 'el público baile desenfrenadamente en las fiestas de nuestros pueblos'. Reúne 15 temas -ninguno inédito- de ocho grupos, un repertorio en el que se dan cita aromas de romería, irrintzis, la inocencia de Alaitz y Maider, el pop indisimulado de Gozategi, los aires tex mex de Imuntzo y Beloki y la fusión con la alboca de Etzakit.

Epelde y Larrañaga también exprimen con tiento el acordeón diatópico. Lo demuestran en el recopilatorio y en Noiz arte?, un trabajo de pulso folclórico en el que interpretan 14 canciones. Añaden perfil autóctono a una ranchera y a dos temas tradicionales franceses y suizos, y las otras 11 son composiciones propias de la pareja de Azkoitia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 23 de julio de 2001