Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Junta trabaja desde hace cinco años en un mapa de riesgo de las carreteras

Se invertirán 526 millones en reparar la A-92

La Junta de Andalucía ha invertido 1.300 millones de pesetas en estudios geológicos de la comunidad y trabaja desde hace cinco años en la elaboración de un mapa de riesgo del terreno que pueda servir de ayuda para evitar problemas en la construcción de carreteras. Fernando Nieto, científico del Instituto Andaluz de Ciencias de la Tierra de la Universidad de Granada, declaró la semana pasada que la confección de un mapa de riesgo sólo requeriría el trabajo de dos personas durante tres años.

La consejera de Obras Públicas y Transportes, Concepción Gutiérrez, aseguró que el deslizamiento de tierra que se produjo sobre la A-92 a la altura de Diezma el pasado marzo no fue una sorpresa para la Junta de Andalucía, pues los técnicos conocían el problema existente con los terrenos arcillosos del entorno. Sin embargo, agregó que 'nunca se puede saber en qué momento se puede producir la ruptura del equilibrio crítico'.

En cualquier caso, Gutiérrez matizó que 'la autovía no ha provocado el deslizamiento, sino que éste se produjo a una distancia importante de la A-92 y cayó sobre la carretera'. Añadió que esta vía se construyó en los años 80, cuando la investigación sobre los suelos estaba mucho más atrasada que ahora, lo que afectó a todas las carreteras de la época. El motivo de la atención que se le presta a las continuas reparaciones que afectan a la A-92 es que 'es una carretera con una gran simbología política', afirmó la consejera.

La Junta tiene previsto invertir en la reparación del tramo de la vía cortado por el deslizamiento 526 millones de pesetas, de los 3.805 millones que el Gobierno andaluz se dispone a emplear para la ejecución de los planes de conservación de carreteras.

Las partidas extraordinarias de estos proyectos ( 1.907 millones de pesetas) irán destinadas a corregir los daños producidos en la red viaria andaluza, pues, tal y como explicó la consejera, se han producido problemas de deslizamientos de taludes y laderas en otros 30 puntos, al margen de la A-92. Los técnicos de la Consejería han advertido del peligro de nuevos problemas de este tipo en otras zonas como el Bajo Guadalquivir.

[Una mujer de 68 años murió el pasado jueves por la tarde a causa de un accidente producido en la A-92 a la altura del municipio de Gor].

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 5 de mayo de 2001