Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

PP y PSOE cierran un pacto para que Barrientos sea alcalde de Estepona

La dirección provincial del Partido Popular ratificará el acuerdo

Caba, que anunció su dimisión el pasado jueves después de que la Fiscalía Antidroga pidiese para él cinco años de prisión y 1.500 millones de multa por supuesto blanqueo de dinero procedente del narcotráfico, fue despedido ayer por aplausos de las cerca de 400 personas que llenaban el aforo de la sala. Durante un discurso de sólo cinco minutos, insistió en su inocencia, y tachó de 'error judicial' su imputación en el caso de blanqueo, que investiga el Juzgado Central número 3 de Madrid. 'Tengo 37 años y hoy (por ayer) es el primer día del resto de mi vida', señaló Caba, que aseguró que tiene 'absoluta fe' en la Justicia. 'Sólo espero que cuando se pruebe mi inocencia la Corporación diga que Antonio Caba fue honesto', dijo al término del pleno.

El hasta ayer regidor reiteró que nunca violó su código deontológico de abogado y que su dimisión responde sobre todo a su interés por evitar que 'alguna voz malidicente ensombrezca, durante un solo minuto, el nombre de Estepona'. 'Soy inocente y lo demostraré en los tribunales', concluyó.

La próxima semana los portavoces de los cuatro partidos que forman el gobierno municipal de Estepona (PSOE, PP, IU y PA) tienen previsto dar a conocer el contenido del acuerdo al que han llegado, tras varios días de reuniones. En principio todo apunta a que se mantendrá el pacto anti GIL al que se llegó en el año 1999: la alcaldía para el PSOE y la delegación de Bienestar Social para los populares.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 12 de abril de 2001