_
_
_
_

Un joven de 22 años ocupará el puesto del concejal asesinado por ETA en Viladecavalls

El número seis de la lista del Partido Popular (PP) en Viladecavalls (Vallès Occidental), Miquel Castilla Rivas, de 22 años, ha aceptado el acta de concejal que quedó vacante cuando Francisco Cano fue asesinado por ETA, el pasado 14 de diciembre. Para el PP ha sido muy difícil encontrar a alguien dispuesto a entrar en el consistorio de este municipio de 5.000 habitantes: cuatro personas rechazaron anteriormente esta posibilidad y han tenido que pasar tres meses para que se cubriera el puesto.

Castilla, que vive en Viladecavalls y trabaja en la industria textil, lleva menos de un año afiliado al PP: se dio de alta el 31 de julio de 2000, justo antes del inicio de la ofensiva terrorista de ETA en Cataluña.

Más información
El juez encarcela a los etarras acusados de matar a dos concejales en Barcelona

En el acto convocado ayer para anunciar el nombramiento de Castilla como concejal, el joven afirmó que tiene ganas 'de trabajar para el pueblo' y que en su casa no le han dicho nada, excepto que 'tenga cuidado y que mire debajo de los coches'. Castilla también explicó que había hablado muchas veces con Cano y le había dicho que 'cuando se retirase lo sustituiría'.

Miquel Castilla aseguró que asumía sin miedo el cargo de concejal. 'No quería que nos achicasen ni que un grupo de gente que no tiene ideas políticas ni nada consiga cohibirnos en el ejercicio de nuestros derechos de libertad de expresión', aseguró.

Al acto asistió también el presidente del PP de Cataluña, Alberto Fernández Díaz, quien afirmó que estaba satisfecho de presentar al candidato porque 'es un signo de continuidad, una victoria ante todo aquello que persigue el terrorismo'. Fernández Díaz se refirió a Castilla como 'una persona que continuará la vocación de servicio de Paco Cano'. Según el líder conservador, tener un nuevo concejal en Viladecavalls 'es uno de los mejores reconocimientos que se le puede hacer a Paco Cano'. La viuda y otros familiares del concejal asesinado también asistieron ae acto de presentación como muestra de apoyo al nuevo candidato, al igual que el alcalde de la localidad, Félix Farré, de Convergència i Unió (CiU).

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
SIGUE LEYENDO

En enero, Castilla ya comunicó a su partido que estaba dispuesto a asumir esta responsabilidad, pero antes que él había otras cuatro personas en la lista. Todas ellas han renunciado e incluso se apuntó la posibilidad de que el partido dejara de estar representado en el municipio. Castilla tomará posesión de su cargo en el próximo pleno municipal, a finales de marzo, con lo que podría ocupar el cargo en abril o mayo.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_