Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una medida que llega 'tarde y sin debate'

La ampliación de edificios protegidos con elementos de la arquitectura moderna ha sido acogida positivamente por Izquierda Unida. Desde este grupo se critica, sin embargo, que la propuesta llega a la comisión informativa de Urbanismo sin un debate previo.

'El listado llega tarde, cuando se han perdido ya edificios significativos del Madrid del último cuarto de siglo, pero observamos, ante todo, falta de debate sobre qué edificios incluir en el catálogo', afirma Justo Calcerrada, portavoz de IU en la Comisión de Urbanismo.

'Asistimos, además, a una permanente descatalogación de elementos protegidos al servicio de intereses inmobiliarios. Hay una entrada y salida de elementos de esa lista y nunca quedan claros los criterios con que se actúa', continúa Calcerrada.

IU reclama, al igual que el grupo PSOE-Progresistas, que el gobierno municipal, del PP, ponga en marcha más medidas para controlar efectivamente las obras en edificios protegidos. 'Acabamos de asistir esta misma semana al siniestro ocurrido en pleno barrio de Argüelles, al derribarse el edificio situado en la calle de Gaztambide. Se trataba de un edificio protegido, pero nadie impidió que se hicieran obras en un local de la planta baja sin licencia para ello', concluye Calcerrada.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 11 de marzo de 2001