Cartas al director
Opinión de un lector sobre una información publicada por el diario o un hecho noticioso. Dirigidas al director del diario y seleccionadas y editadas por el equipo de opinión

La pequeña librería

En el artículo Endecha por la pequeña librería, su autor, Mario Vargas Llosa, afirma, entre otras cosas, que la reprobación que libreros, editores y autores hemos hecho del decreto-ley que autoriza descuentos ilimitados para los libros de texto es "poco democrática y equivale a pedir un subsidio para que sobrevivan las pequeñas librerías". Ante estas afirmaciones, me gustaría decir lo siguiente:1. Que el "alto precio de los libros de texto", entre otros factores, está muy condicionado por la multitud de ediciones autonómicas, cuya falta de rentabilidad el editor tiene que repartir en otros libros. Por ejemplo, las Ciencias sociales (secundaria), edición de Ceuta y Melilla.

2. En ningún momento, en los 25 años que llevo como profesional librero, he pedido ni oído reivindicación alguna en ninguno de los foros (congresos de libreros, editores, etcétera) sobre la subsidiarización hacia nuestro sector. Sí, en cambio, hemos pedido, y seguiremos haciéndolo, el respeto social que nuestra profesión, como cualquier otra, merece. Por eso reprobamos la actitud del ministro de Economía al negarse en todo momento a dialogar con los sectores profesionales e imponernos tan duras medidas, sin tan siquiera conocer de verdad el funcionamiento del sector.

3. Que los descuentos ilimitados que posibilita la ley sólo pueden hacerlos los grandes hipermercados, ya que pueden repercutir dicha rebaja sobre cualquiera de los miles de artículos diferentes que tienen para vender. Nosotros, los libreros, sólo tenemos los libros, y nuestro margen comercial bruto en el libro de texto oscila entre el 20% y el 25% sobre el precio de venta al público.

Cuando un tema da mucho que hablar, lee todo lo que haya que decir.
Suscríbete aquí

4. Quizá para el señor Vargas Llosa sea lo más democrático la concentración cada vez mayor de poder económico en unas cuantas manos, inteligentes y generosas, que nos alivien al resto de los ciudadanos de la pesada carga de la construcción de la sociedad, de nuestra sociedad. Le agradezco su interés, pero, por mi parte, yo no comparto su idea de democracia.- Juan Manuel Cruz Gálvez. Vicepresidente de la Asociación de Librerías y Papelerías de Málaga. Librería Rayuela. Málaga.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS