Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un fallo informático ocultó a 150 británicas el peligro de sus embarazos

La dirección regional de las fundaciones sanitarias públicas británicas ha iniciado una investigación sobre el error informático que llevó al hospital Northern General de Sheffield a informar a 154 mujeres de que sólo corrían un riesgo mínimo de tener un hijo con síndrome de Down. Una vez descubierto el fallo, las gestantes, la mayoría de las cuales supera los 35 años y están ahora entre la 18ª y la 35ª semana de embarazo, han sabido que tienen una posibilidad entre 150 de dar a luz a un niño mongólico, una cifra considerada muy alta por los médicos. En todos los casos se efectúan análisis de sangre entre la 14ª y la 18ª semana de gestación, a cuyos resultados se añaden otros como la edad, el peso y los antecedentes familiares de cada afectada. Todo ello sirve para establecer un cálculo de probabilidades sobre la presencia del síndrome de Down. La edad de las 154 mujeres no fue añadida a los historiales erróneos, y las autoridades sanitarias se han visto obligadas a remitir cartas explicando que los riesgos eran mucho mayores de lo que se había comunicado a las embarazadas. La investigación pública deberá aclarar también por qué pasó inadvertido durante cuatro meses el fallo informático en un hospital que efectúa 18.000 pruebas similares al año en el norte de Inglaterra.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 1 de junio de 2000