Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL NUEVO GOBIERNOJAUME MATASMEDIO AMBIENTE

Un freno al desarrollismo

Economista, funcionario autonómico especialista en Hacienda Pública, Jaume Matas Palou (Palma de Mallorca, 5 de octubre 1956) entra en el Ministerio de Medio Ambiente con el precedente de ser un conocedor de la materia. Su biografía política está labrada por la gestión y la polémica en Baleares, comunidad que presidió entre 1996 y 1999.Dirige desde octubre el PP en las islas, un granero de votos populares. Intenta dar al partido un aire centrista, liberal y moderno tras el encandenado de escándalos y traumas internos que se vivió, desde 1995, al forzar Aznar la dimisión de Gabriel Cañellas como presidente autonómico tras 12 años de Gobierno. En dos juzgados de Palma e Ibiza se investigan denuncias que atañen al periodo de Matas como presidente autonómico: el presunto pinchazo al correo electrónico de un alto cargo del PSOE, que era desviado al ordenador del secretario del ahora ministro, y el supuesto pucherazo en el censo de Formentera.

Matas fue un ahijado político del ex jerarca Cañellas, pero en 1999 rompió su relación con él precisamente por alentar proyectos medioambientales que afectaban los intereses personales y de clase de su antiguo mentor conservador. El nuevo ministro apoyó un ambicioso marco legal de Directrices de Ordenación Territorial para frenar el desarrollismo turístico y decretó la moratoria hotelera, que bloqueó la construcción de nuevas plazas si antes no se eliminan otras del mercado. Fue una nueva estrategia del PP para responder a un sentir colectivo contrario a la masificación y que en el partido levantó reticencias.

El nuevo ministro nació en una conocida familia de exiliados republicanos, activistas socialistas y laicos, que cerraban las puertas del comercio cuando el general Franco visitaba Palma. Él rompió la tradición y liquidó el negocio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 28 de abril de 2000