Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La oposición estudia pedir una comparecencia del Síndic de Greuges

Los dos grupos parlamentarios en la oposición de las Cortes Valencianas, PSPV y EU, calificaron ayer de "confusas" las explicaciones del Síndic de Greuges, Luis Fernando Saura, en relación a la denuncia que éste presentó ante la fiscalía contra la Universidad de Alicante por una cuestión particular. El Síndic mantiene silencio sobre si se valió del cargo y, además, utilizó la Sindicatura para cursar un asunto personal.Tanto el PSPV como EU anunciaron que si Saura no ofrece una explicación pública "convincente" sobre esta cuestión, solicitarán su comparecencia en las Cortes, dado que la institución del Síndic de Greuges depende directamente del parlamento autonómico.

El diputado Andrés Perelló, portavoz adjunto del grupo parlamentario socialista, señaló: "Sólo tenemos información de esta iniciativa del Síndic por lo que conocemos a través de los medios de comunicación". Y añadió: "No está claro, y tampoco ha sido convincente en su explicación. Existe cierta confusión entre el uso privado y público que el Síndic está haciendo del cargo". Para Perelló, todos los cargos públicos han de ser especialmente escrupulosos a la hora de diferenciar el ámbito privado del público, "pero, si cabe, en el caso del Síndic esta sensibilidad, por lo que representa, debería ser aún mayor", precisó.

En el mismo sentido se expresó el diputado Juan Antonio Oltra, portavoz adjunto del grupo de EU. "No es nada positivo el confusionismo que se ha generado en torno al uso privado que el Síndic está haciendo del cargo público", explicó. "Las explicaciones que ha dado son poco convincentes y, por tanto, su comportamiento no está siendo muy ejemplar", añadió. Oltra aseguró que en su día el grupo de EU no apoyó el nombramiento de Saura, "y comportamientos de esta naturaleza nos están dando la razón de que no se trata de la persona más idónea", matizó.

Tema personal para el PP

Por su parte, Juan Manuel Cabot, diputado del PP y vicesecretario general del partido en la Comunidad Valenciana, declinó dar la opinión de los populares sobre esta actuación del Síndic. "No sabemos nada del caso. Es un tema personal. Ni entramos ni salimos". "Tampoco sabemos si es verdad porque no hemos hablado con él y no podemos opinar al respecto", concluyó.

En su denuncia personal el Síndic acusaba al Departamento de Derecho Civil de la Universidad de Alicante de los presuntos delitos de robo, revelación de secretos y allanamiento, por el uso indebido, según el denunciante, del despacho que utilizaba como docente en el campus de Sant Vicent. El fiscal jefe de Alicante, José Antonio Romero, tras estudiar la denuncia la ha archivado, "porque los hechos no constituyen delito". Romero no ha desvelado la forma en que se tramitó la denuncia, amparándose en el secreto de las diligencias.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 7 de octubre de 1999