Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Retevisión adjudica un primer contrato de equipos para acelerar el despegue de la TV digital terrestre

Retevisión ha otorgado contratos por valor de 15.000 millones de pesetas, destinados a adquirir equipamiento electrónico con el que puedan iniciarse las operaciones de televisión digital terrestre. Se trata de equipos de emisión, redes de transmisión y distribución y también sistemas de gestión de la señal. Esta primera adjudicación de contratos no incluye la cabecera de emisión, ni los descodificadores; las estimaciones del sector cuantifican esta segunda fase en 120.000 millones.Los primeros contratos otorgados ahora, por valor de 15.000 millones, incluyen lo necesario para poder dar servicio a Onda Digital, la empresa concesionaria de 14 canales controlada por Retevisión y en la que participa la productora catalana Media Park, presidida por Jordi Vilajoana. Pero los equipos que se van a adquirir también darán servicio a otras televisiones, ya que próximamente TVE emitirá dos programa en digital y cada cadena privada, una programación cada una en sistema digital. Según fuentes de Retevisión, hay que equipar 150 centros de difusión, para disponer de una red que permita cubrir el 50% del territorio nacional a finales de año.

Pugna empresarial

Los ganadores de este primer concurso han sido dos grupos de empresas, cada uno de los cuales se ha llevado prácticamente la mitad del contrato. Uno está formado por la multinacional Sony; la firma catalana de comunicaciones Mier; la británica NDS, vinculada al grupo del magnate Rupert Murdoch; y Enditel, la ingeniería de telecomunicaciones de Endesa. El interés de Sony y NDS por este proyecto radica en los descodificadores y en el suministro de la cabecera de emisión, que serán objeto de otro concurso que otorgará Onda Digital.El otro grupo adjudicatario de este primer contrato ha sido la unión temporal de empresas denominada Seris, que integran los grupos Seirt (siglas de Sociedad Española de Instaladores de Redes Telefónicas); el vasco ITP y la firma familiar SGT. Además de colaborar en el equipamiento de los centros, este segundo consorcio aporta el enlace ascendente de satélite y la gestión de red.

El interés de Retevisión, y en esos términos se han obligado los proveedores de material a entregar los pedidos con gran celeridad, radica en adelantar en lo posible los plazos establecidos por el Gobierno para la implantación de la televisión digital terrestre en España. Pero fuentes conocedoras del proyecto descartan que todo pueda estar listo antes de la primavera del próximo año, ya que los accionistas de Onda Digital quieren evitar la experiencia de Vía Digital, que, a juicio de los promotores de la televisión digital terrestre, salió al aire con precipitación, lo cual repercutió en problemas con los descodificadores y con los contenidos.

Como Retevisión ya tiene digitalizada la mayor parte de su tecnología, el esfuerzo inversor se destina sobre todo a ampliar capacidad y a los equipos de emisión, el último eslabón de la cadena necesaria para difundir la televisión.

En total, Retevisión se ha comprometido a llevar acabo un plan de inversiones que supera los 440.000 millones de pesetas de aquí al año 2007, de los cuales 100.000 millones corresponden al actual ejercicio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 23 de julio de 1999