Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA MUERTE DE UN ACTIVISTA

HB acusa de la muerte de Geresta a "los aparatos del Estado español"

El portavoz de la Mesa Nacional de Herri Batasuna, Arnaldo Otegi, aseguró ayer que no tiene "la menor duda" de que al presunto miembro del comando Donosti de ETA José Luis Geresta Mujika "lo han asesinado los aparatos del Estado español". Otegi pidió a la sociedad vasca que responda "contundentemente" al "cúmulo de agresiones sufridas durante las últimas semanas". Gestoras Pro Amnistía ha convocado para hoy una jornada de movilizaciones en protesta por lo que califican de "asesinato de Estado".

Arnaldo Otegi aseguró que HB "sabrá responder con inteligencia política a este nuevo reto" y reclamó a los partidos, sindicatos y organizaciones sociales que han suscrito el Pacto de Lizarra (Estella) "un compromiso contundente y urgente a articular una respuesta social amplia y mayoritaria".Pese a dar por sentado que la muerte de José Luis Geresta se debió a un asesinato y no a un suicidio como cree la Ertzaintza, Otegi descartó que este suceso pueda poner en peligro el proceso de paz abierto con la tregua de ETA. "Este país necesita blindar el proceso", dijo. "Aunque no hay duda de que está pasando por un test, un momento crítico, sabremos estar a la altura", añadió.

El líder de HB aseguró que "ya existen precedentes" de muertes violentas de presuntos etarras, en alusión a las de Josu Zabala, Besajaun, y Xabier Galparsoro, y enmarcó estos procesos en la actitud del Gobierno español, que "está dispuesto a hacer cualquier cosa con tal de reventar el proceso democrático abierto".

"Sabemos que ya están en marcha nuevas operaciones policiales y que habrá más episodios de este tipo", aseguró, antes de hacer un llamamiento a "autodefenderse" de quienes "quieren robar el futuro de Euskal Herria". También el coordinador de HB, Joseba Permach, quien acudió al Instituto Anatómico Forense de Polloe, en San Sebastián, donde se realizó la autopsia al cadáver de Geresta, relacionó su muerte con la "guerra sucia". Unas 500 personas se manifestaron ayer por la tarde en la plaza de la Constitución, de la capital guipuzcoana, tras una pancarta en la que se podía leer: "PP asesino, el pueblo no perdona". Los manifestantes, que profirieron gritos a favor de ETA y en contra del PP, el PSE-PSOE y la Ertzaintza, recorrieron varias calles del casco viejo hasta llegar frente al Ayuntamiento, donde efectivos de la Policía autonómica realizaron varias cargas para dispersarlos.

Los incidentes, previsiblemente, se reproducirán hoy, ya que Gestoras Pro Amnistía difundió ayer un comunicado en el que califica la muerte del presunto etarra de "nuevo episodio de guerra sucia contra Euskal Herria" y anuncia la convocatoria de una jornada de movilizaciones.

Una veintena de personas se concentró ayer en el lugar en que fue descubierto el cadáver de Ge-resta y colocó una ikurriña, un ramo de flores y un cartel con la palabra "asesinado" en euskera.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 22 de marzo de 1999

Más información

  • Gestoras Pro Amnistía convoca para hoy una jornada de movilizaciones