Las irregularidades del Principado

Cuatro empresas constructoras denunciaron ante la comisión parlamentaria de investigación que la Consejería de Fomento del Principado encargaba a dedo la elaboración de proyectos y estudios a ingenierías a las que se facilitaba información privilegiada, fijaba los precios, ordenaba bajas presupuestarias mínimas en las ofertas y adelantaba los plazos de los concursos de licitación.Todas estas supuestas irregularidades fueron negadas por el consejero, Juan José Tielve, en sus dos comparecencias ante la comisión de investigación.

Las restantes empresas que fueron llamadas a declarar, una treintena, se limitaron a reproducir evasivas.

Los miembros de la comisión aseguran que han quedado demostradas "graves irregularidades administrativas": información privilegiada, connivencia entre Fomento y la patronal Confederación Asturiana de la Construcción (CAC), maquinación para alterar el precio de las cosas con las bajas presupuestarias e incumplimiento de la Ley de Contratos del Estado al cambiar los plazos de los concursos públicos de obras.

Más información

Sin embargo, la valoración de los partidos políticos difiere. Para el PP e IU tales "irregularidades" son "constitutivas de delito". Sin embargo, IU y el PSOE coinciden en que las "anomalías" detectadas en el Gobierno de Sergio Marqués son las mismas que practica el PP en otras administraciones, comoel Ayuntamiento de Oviedo y el Ministerio de Fomento, lo que el PP niega.

Tielve y todo su equipo de confianza procedían del Ayuntamiento de Oviedo y su designación fue sugerida por el alcalde ovetense, Gabino de Lorenzo, a Marqués. Después hubo un distanciamiento -nunca explicado por las partes- entre De Lorenzo y Tielve. Este hecho fue uno de los factores decisivos en el origen de la crisis del PP asturiano. De Lorenzo y otros dirigentes del PP influyeron sobre Francisco Álvarez Cascos para cercar a Marqués si no destituía a Tielve. Tanto el PP como IU exigen la dimisión de Marqués por haber "burlado la ley". El PSOE cree que no ha habido corrupción, sino irregularidades graves.

La generalización de la contratación conjunta de proyectos y obras -el rasgo más significativo del modo de proceder que la izquierda imputa por igual a Marqués y al PP- es práctica habitual en el Ayuntamiento de Oviedo, gobernado con mayoría absoluta por el PP. PSOE e IU, así como Tielve, recuerdan que este sistema también lo utilizan con harta frecuencia el Ministerio de Fomento y otras administraciones controladas por el PP.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 08 de febrero de 1999.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterFORMACIÓN CON DESCUENTO

Lo más visto en...

Top 50