Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Petición de un nuevo juicio para el iraní condenado por violación

La defensa de un joven iraní condenado en julio pasado en Bilbao a 15 años de cárcel por violación ha solicitado la suspensión de la sentencia y la celebración de un nuevo juicio. El letrado entiende que durante la vista no se tuvieron en cuenta pruebas fundamentales en torno a la salud psíquica de la mujer que denunció la agresión. Varios psiquiatras y psicólogos testificaron que la mujer había sufrido anteriormente trastornos psíquicos y de personalidad, lo que no se recogió en la resolución. La defensa estima, asimismo, que el tribunal -que semanas antes había absuelto a tres policías de un delito de violación a una mujer brasileña durante su arresto en la comisaría de Indautxu- estuvo influido por la repercusión social de ese fallo. El condenado M. H. K. J., de 34 años, natural de Shiraz (Irán), casado y estudiante de quinto curso de Lengua Española, asegura que es inocente. "Expío este sufrimiento para satisfacer a toda una sociedad que reclama justicia. Una amiga me acusó de un crimen que yo jamás sería capaz de cometer [agresión sexual]", relata en una carta remitida desde la prisión de Basauri. M. H. K. J. había mantenido relaciones sexuales consentidas durante cinco meses con la mujer que terminaría acusándole de violación.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 29 de noviembre de 1998