El "statu quo" sindical de la Ertzaintza se pone a prueba en las elecciones de mañana

La campaña electoral realizada por los cuatro sindicatos en liza en los comicios que se celebran en la Ertzaintza el martes, y el relevo que se avecina en el Departamento de Interior, han movilizado a los 7.239 agentes tanto en las charlas ofrecidas en las comisarías como en el voto por correo. Frente a las 800 solicitudes de certificado para el voto diferido de hace cuatro años, se ha pasado a las 1.800. La junta electoral había acreditado hasta el viernes más de 1.200 votos. Las centrales esperan rebajar en 10 puntos la abstención del 94 (33,2%).

Más de 7.200 agentes de la Ertzaintza fiscalizarán con su voto el martes las dispares estrategias de acción sindical seguidas en estos cuatro años por ELA (26 representantes) y por la mayoría sindical crítica formada por Erne (17 delegados), CC OO y UGT (con 7 representantes cada uno). En las charlas realizadas por separado por los cuatro sindicatos hasta este domingo, los agentes han puesto en contradicción ambas estrategias y han señalado las principales preocupaciones del colectivo. Tres temas han despuntado por encima del resto de los temores: la inseguridad que genera en la vida cotidiana de los policías las comisiones de servicios tan prolongadas en el tiempo -según datos sindicales, en los últimos cuatro años ha habido unos 2.300 ertzainas en comisión de servicios sin plaza definitiva-, los planes de euskaldunización -pese a la flexibilización del primer borrador, todos los agentes tendrán que dominar el euskera en diez años- y el asunto de la segunda actividad -ahora la Ertzaintza ya cuenta con agentes con más de 55 años y en 15 años se prevé que unos 4.800 policías tengan que pasar a segunda actividad, según datos sindicales-. Movilización En estos comicios se eligen 60 representantes, 17 por Álava, 20 por Guipúzcoa y 23 por Vizcaya. A falta de que se cierre hoy el plazo para el voto diferido (por correo), de los cerca de 1.800 agentes que habían solicitado el certificado correspondiente, más de 1.200 policías habían remitido su voto y, en algunas centrales, esperaban que esta cifra subiera hasta los 1.500. Es decir, que en ese caso, el voto por correo triplicaría el de los comicios de 1994. La plantilla de la policía vasca se ha movilizado en campaña. La marcha de Juan María Atutxa - el consejero que ha regido, junto a su criticado equipo, los destinos de la Ertzaintza- ha añadido un ingrediente más a la elección. Desde el sindicato independiente Erne, su secretario general, Joseba Bilbao, advierte que si el nuevo consejero "mantiene al equipo anterior y no hace una limpia" y prefiere repetir su táctica de pactar con ELA el desarrollo pendiente de la Ley de Policía "no habrá ni plazo de gracia de 100 días ni nada" y la conflictividad estará servida. Erne aboga por modificar la ley de policía para "solucionar la segunda actividad, la prejubilación, la carrera profesional y democratizar la representación sindical". Unidad sindical En Comisiones Obreras, su representante Roberto Del Agua apuesta por "hacer irreversible la unidad de acción sindical" con Erne y UGT, además de revisar la valoración de puestos de trabajo y normalizar las mesas de negociación para evitar acuerdos laborales "pasteleados" exclusivamente entre el departamento y ELA. El sindicato nacionalista tiene su propia interpretación de lo ocurrido durante estos años. Su responsable, Kepa González, se queja de haber tenido que "negociar en solitario", mientras los sindicatos críticos se perdían en "actitudes irresponsables que no tienen que ver con claves sindicales". Y los resultados, para ELA, son buenos. La criticada valoración de puestos de trabajo supone para ELA que "en materia salarial, el incremento medio es del 3,2%, cuando en las distintas administraciones se han congelado los salarios en 1997". Para el responsable de UGT, Javier González Madari, el problema ha sido que "Atutxa ha pasado de los sindicatos y sólo ha firmado con ELA acuerdos bochornosos como el de 1997. Veremos si el día 24 los ertzainas respaldan esas siglas". Los cinco equipos de UGT que han peinado las comisarías han explicado todos los recursos ganados en los tribunales y su defensa de la unidad de acción.

La otra representación

La Ley de Policía establece un doble sistema de representación sindical. Este martes, los 7.239 agentes con derecho a voto elegirán directamente a sus representantes en votación. El otro método para nombrar a otros 60 delegados, el definido en función del número de afiliados de los sindicatos, aún no ha podido ser puesto en marcha. El Consejo de Relaciones Laborales -órgano en donde no está Erne-, en su reunión de octubre de 1997 y con los votos favorables de ELA y LAB, abrió la puerta para poner en marcha este sistema con la oposición del resto de las centrales, que se han negado a suministrar los nombres de sus afiliados para evitar una utilización ajena. El consejo decidió que esa información sensible se trasladaría a una comisión, formada por los decanos de los tres colegios de abogados. Durante todo este año la comisión no se ha reunido con el consejero de Interior para iniciar sus tareas, según han admitido antes del 25-O los tres decanos. Se da la circunstancia de que la semana pasada los letrados vizcaínos eligieron como nuevo decano a Eduardo Escribano en sustitución de Carlos Suárez. Otro capítulo pendiente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 22 de noviembre de 1998.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50