Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ELECCIONES EN EL PAÍS VASCO

Euskal Herritarrok consigue el 46% de todos sus votos en Guipúzcoa

Arnaldo Otegi se ha labrado un hueco en la primera fila de la historia electoral de HB. Bajo su nueva marca electoral de Euskal Herritarrok, la izquierda abertzale logró el domingo el mejor resultado de su historia en Guipúzcoa, la provincia que más le ha sonreído siempre. Desde la escisión del PNV en 1986, ningún partido había obtenido en este territorio más de 100.000 votos. Otegi se llevó el domingo 102.792, el 46% de todas las papeletas que EH ha logrado en estos comicios.

La apuesta por un giro en la estrategia de Herri Batasuna abriéndose a una coalición electoral, la tregua etarra, el nuevo discurso de Arnaldo Otegi y su propio tirón personal entre el electorado, el ascenso de participación (doce puntos más que la registrada hace cuatro años)... Todo ha sumado para convertir en un éxito para EH la cita de anteayer con las urnas guipuzcoanas.El resultado de Otegi, que encabezaba la lista de la agrupación en este territorio, supera en 17.411 votos el mejor jamás obtenido en esta provincia por Herri Batasuna con sus propias siglas (85.381 papeletas en las elecciones al Parlamento Europeo de 1987). Más del 25% de los votantes guipuzcoanos le apoyaron, tres puntos por encima de su primer seguidor, el portavoz de la ejecutiva peneuvista, Joseba Egibar.

Euskal Herritarrok vence en 55 de los 88 municipios de la provincia, muy por encima de sus seguidores: los peneuvistas triunfaron en 22 localidades, Eusko Alkartasuna lo hizo en seis, los socialistas fueron los primeros en cuatro y el Partido Popular sólo en una, claro que esta última es la joya de la corona, San Sebastián.

El ascenso de EH, que puede haber recogido parte del voto que iba a la abstención y de los jóvenes que acudían a las urnas por vez primera, le sirve para romper el empate a seis escaños que se registró en las autonómicas de 1994. Respecto a esa cita, EH saca 27.498 votos más que entonces Herri Batasuna, aumento mayor si el punto de contraste se pone en la última cita con las urnas en Euskadi, las generales de 1996: EH saca ahora casi 30.000 papeletas más que HB entonces.

El 61%, a los nacionalistas

El PNV apenas se mueve en este territorio. La lista de Egibar sube 15.624 votos con respecto a hace cuatro años, pero el aumento de participación hace que ello signifique prácticamente el mismo porcentaje.Eusko Alkartasuna se está configurando cada vez más como un partido guipuzcoano. En este territorio, donde siempre ha logrado sus mejores resultados desde su nacimiento tras la escisión del PNV, consigue detener la bajada que sufre en Álava y Vizcaya. Mantiene sus cuatro parlamentarios, pese a descender casi tres puntos con respecto a las pasadas autonómicas.

En conjunto, las tres formaciones de la familia nacionalista suman más del 61% de los sufragios registrados en Guipúzcoa.

Los socialistas pagan las diferencias de su discurso entre los dirigentes de Guipúzcoa, más vasquistas, y la dirección de Redondo Terreros. El PSE mantiene sus cuatro parlamentarios, pero se estanca porcentualmente, pese a recibir unos 11.000 votos más que en las pasadas autonómicas. Pero respecto a las generales de 1996, los socialistas bajan de 89.645 votos a 65.011.

El Partido Popular, que ha sufrido en Guipúzcoa su mayor acoso por parte de los violentos en los últimos años, arrebata por apenas 600 votos a los socialistas la tercera posición en la provincia.

Izquierda Unida es el gran damnificado en la circunscripción. Pierde los dos parlamentarios que tenía y tres puntos porcentuales. Su discurso ha quedado fagocitado por el éxito de Arnaldo Otegi.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 27 de octubre de 1998