Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Operación para reforzar la seguridad en las zonas turísticas

Un total de 350 agentes del Cuerpo Nacional de Policía y de la Guardia Civil, apoyados por dos helicópteros y cuatro lanchas rápidas, reforzarán la seguridad del litoral catalán dentro de la Operación Verano, que se inició ayer según un plan del Ministerio del Interior. La finalidad del plan es dar cobertura a un mayor número de operaciones policiales, desarrollar una labor de prevención más intensa y coordinar las actuaciones de los distintos cuerpos policiales de ámbito estatal (Cuerpo Nacional de Policía y Guardia Civil) que actúan en Cataluña. Las operaciones de verano tienen su razón de ser en un hecho concreto: hay un tipo de delincuencia específica que, siguiendo las grandes migraciones de vacantes, se desplaza a las zonas de litoral para hacer su agosto robando a los turistas. La planificación de la operación prevé mantener los mismos niveles de seguridad en las grandes urbes que quedan despobladas y con gran número de domicilios vacíos. Estas viviendas es necesario protegerlas, ya que esta delincuencia específica tanto actúa en las zonas de gran concentración de personas como se ceba en las residencias y pisos en los lugares que han quedado vacíos por mor de las vacaciones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 16 de julio de 1998