Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GENTE

SEMENTAL A LOS 70

Nueva York

El Viagra sigue levantando polémicas. Roberta Burke, una anciana de Long Island (Nueva York), ha presentado una demanda por «traumatismo emocional» contra su ex compañero sentimental, Frank Bernardo, un septuagenario que la abandonó para «ser de nuevo un semental» gracias a la ingesta de Viagra, que ha curado la impotencia que padecía. Roberta, más conocida como Bobbi , reclama unos 300 millones de pesetas a Frank, más conocido como Sonny. Ambos vivían juntos desde 1988 y ella había aceptado la impotencia de su pareja. Él fue medicado con Viagra y por fin logró practicar sexo con su compañera. Pero su gozo en un pozo, porque dos días más tarde ella encontró en la cocina este revelador mensaje: «Lo lamento, pero me voy. Utiliza la cuenta bancaria para mudar tus cosas y mi Mercedes unos días. Es hora de que sea nuevamente un semental». Sonny ha empezado a cumplir su promesa y ya vive con una mujer más joven. Mientras que la abandonada Bonni estudia presentar una demanda contra el fabricante del Viagra porque cree que el medicamento «no debería ser prescrito sin consejo psicológico».

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 5 de junio de 1998