Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

IU promueve para alcaldesa a Inés Sabanés y retira su apoyo a Herrera

Francisco Herrera, portavoz de IU en al Ayuntamiento de Madrid y candidato a alcalde por la coalición en las dos últimas elecciones municipales (1991 y 1995), no será en los próximos comicios cabeza de lista al Ayuntamiento de la capital. Al menos, ésos son los planes de la mayoría de la Izquierda Unida madrileña, que propondrá como candidata a la alcaldía a la diputada nacional Inés Sabanés, del Partido de Acción Socialista (Pasoc).Francisco Herrera, responsable federal de política municipal desde la última asamblea, es ajeno por completo a una operación política de la dirección regional, que por primera vez pone en cuestión el papel que ha desempeñado en estos años en el Consistorio madrileño.

La mayoría de IU, liderada por Ángel Pérez, ha retirado su apoyo al hasta ahora incuestionado candidato a la alcaldía madrileña, que consiguió su acta de concejal en 1982 al sustituir a uno de los cinco ediles expulsados por Santiago Carrillo como disidentes comunistas. Lo que son las cosas; entre aquellos expulsados figuraba Cristina Almeida, que hoy también es cuestionada por un sector de los socialistas como candidata a la presidencia de la Comunidad. Fue aquella la oportunidad de Francisco Herrera para iniciar una carrera política que le ha llevado a la dirección federal de IU.

La diputada nacional Inés Sabanés, licenciada en Educación Física, casada y con tres hijos, es muy respetada en la federación madrileña de IU. La dirección regional la ha tanteado para ocupar el número uno en la candidatura al Ayuntamiento. Sabanés evitó pronunciarse sobre la oferta que le ha hecho la mayoría. Sin embargo, personas de su entorno y de la propia dirección regional confirmaron que habían existido conversaciones y ofrecimientos que "Inés ha escuchado con interés". Si Sabanés aceptase, como parece probable, tendría que someterse a unas primarias y, casi con toda seguridad, enfrentarse a Herrera, que no parece dispuesto a ceder su lugar sin lucha.PASA A LA PÁGINA 3

La mayoría de IU reprocha a Herrera su política de oposición al alcalde

VIENE DE LA PÁGINA 1Francisco Herrera, hasta ahora cabeza de la oposición de IU en el Ayuntamiento de Madrid, no ha conseguido mantener los apoyos de sus compañeros de filas. Ni siquiera sus gestiones y afanes a favor del PCE han sido suficientes para que la dirección regional le mantuviera un mandato más al frente de las listas.

A Herrera se le reprocha que no haya hecho una auténtica oposición en el Ayuntamiento de Madrid y que, en algún caso, incluso su labor haya estado más cerca de la complicidad que de la discrepancia. No ha mantenido, en opinión de sus detractores, la batalla que un jefe de filas tendría que mantener frente a sus adversarios.

Se le acusa, además, de llevar una política personalista, de un protagonismo excesivo y de no dar juego al resto de sus compañeros concejales.

No es la única razón. Y aunque haya causas personales, a Herrera se le cargan pecados que, en pura justicia, hay que atribuir más a su partido.

En Madrid hay una lucha abierta entre los más ortodoxos del PCE y los que quieren potenciar a IU por encima del partido. En este caso, Inés Sabanés sería el ariete de la mayoría suave-comunista, y de quienes, sin militancia política, no desean la abrumadora hegemonía del PCE. En cualquier caso, la operación a favor de Sabanés abrirá una cruenta guerra entre unos y otros.

Al final, todo es una auténtica espiral histórica. Porque, además de la relación que Herrera tiene con la expulsión de Almeida y sus compañeros del Ayuntamiento, también Inés Sabanés fue la candidata que arrebató en las últimas elecciones generales el puesto a Diego López Garrido -entonces en IU y hoy en Nueva Izquierda- en una reñida votación que, por escasísimo margen, dio la victoria a una, entonces, desconocida militante del Pasoc.

Inés Sabanés llevó las negociaciones en el Congreso de los Diputados sobre la normativa de eventos deportivos, en una labor sistemáticamente boicoteada y ninguneada por la dirección federal de IU. Sabanés defendió -y perdió- tesis muy distintas a las de sus compañeros y advirtió -sin éxito- del riesgo de dejar en manos del Gobierno decisiones tan importantes como la de definir qué eventos deportivos son o no son de interés general.

Sabanés tiene experiencia en el Ayuntamiento, pues ha sido jefa del servicio de Control de Calidad del Instituto Municipal de Deportes y vocal de IU en el Instituto Madrileño para el Deporte, el Esparcimiento y el Recreo de la Comunidad de Madrid.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 25 de mayo de 1998

Más información