Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Fotonoticia:

BEATO CLINTON.

Los ojos del sátiro, ocultos por las gafas, miran al frente; más que al cielo, a la hierba. Las manos en reposo y una sonrisa escasa otorgan beatitud a su figura humilde. Ella, cauta, frunce los labios resguardándose y con orgullo observa. Él, recatado, cubre con el sombrero la zona más polémica de su temible cuerpo. Lamenta ahora, contrito, viejas esclavitudes. ¿Y las nuevas?

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 29 de marzo de 1998