Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Generalitat saca a concurso sus servicios de telefonía

En medio de toda la batalla, la Generalitat de Cataluña anunció ayer que a finales de febrero sacará a concurso sus servicios de telefonía y datos. Es un paso más para alimentar la polémica que avivó ayer Villalonga. Primera respuesta.

Otro tema de debate importante en Europa son las tarifas de interconexión, que suponen entre un 40% y un 50% de los costes operativos de un nuevo operador general de telecomunicaciones como Retevisión.

El asunto se complica cuando los nuevos operadores empiezan a funcionar sin red propia, sobre la infraestructura del operador dominante. "Es decir, sin necesidad de hacer inversiones propias, van a hacer uso de lo que otros hicieron en su día", afirmó Villalonga el miércoles. Olvidaba que su empresa fue un bien de todos los españoles hasta que se privatizó totalmente en febrero del año pasado. Su red pasó de ser propiedad del Estado a manos de los accionistas privados.

En toda Europa, los antiguos monopolios se resisten a perder cuota de mercado y ceder el uso de infraestructuras que se han consolidado con dinero público. Para la Comisión Europea, "en el futuro mercado abierto a la competencia las empresas estarán obligadas, para sobrevivir, a tener más en cuenta el futuro que el pasado y que los costes históricos de sus inversiones iniciales".

Un estudio de la UE sitúa las tarifas de Telefónica entre las más caras, cuando se trata de interconectar llamadas de larga distancia interprovincial, el segmento al que por ahora se dirige Retevisión, y entre las más bajas, en metropolitanas.

En Alemania, Deutsche Telekom quiso imponer incluso una tasa a los clientes que se pasaran a la competencia. En medio de la polémica, ha perdido dos buenos clientes, las iglesias católica y evangélica.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 30 de enero de 1998