Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Fotonoticia:

Amor a puñetazos por Diana

Fabio Piras, un turista italiano en Londres, recibió un sonoro puñetazo de un airado ciudadano británico cuando no tuvo mejor idea que llevarse, como recuerdo, un oso de peluche que alguien había dejado en las puertas del palacio de St. James's como tributo a la princesa Diana. Como propina tuvo que pagar 25.000 pesetas de multa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 11 de septiembre de 1997