CAMBIO POLÍTICO EN FRANCIA

Las cuatro cuestiones principales de la nueva Política exterior francesa

El nuevo Gobierno francés se enfrenta a varias cuestiones urgentes en el terreno europeo e internacional. La unión monetaria es sólo una de ellas. Por el momento, y a falta de un discurso programático, la futura política de Francia en la UE y en organizaciones como la OTAN sólo puede intuirse a partir del programa electoral y de las declaraciones efectuadas durante la campaña.¿Qué pasará con la Conferencia Intergubernamental? Lionel Jospin y sus asesores no verían mal un aplazamiento de la conclusión de la Conferencia Intergubernamental (CIG) para el Tratado de Maastricht. Se lo han sugerido a otro recién llegado, el laborista británico Tony Blair, pero todavía no han expresado una opinión formal. Hay, dentro de la CIG, un potencial terreno de conflicto con los alemanes y otros socios, entre ellos España. Los socialistas franceses quieren que el capítulo de empleo no sea puramente simbólico, como desea Alemania, sino efectivo, y que permita emprender políticas comunes contra el paro. Para financiar esas políticas sería quizá necesario reducir los flujos de ayuda a países como España.

¿Habrá ampliación de la UE? Jospin ha criticado sistemáticamente los compromisos adquiridos por Jacques Chirac con los países de la Europa central y del Este, los llamados pecos. El nuevo primer ministro no se opone a la ampliación de la UE hacia el Este, pero cree que la mayoría de las nuevas democracias no están económicamente preparadas para afrontarla. También considera que la rápida incorporación de países agrícolas como Polonia condenaría la actual política agraria común (PAC).

¿Cambiará la política agraria? La política agraria común (PAC) necesita, según los socialistas franceses, una reforma en profundidad. El modelo de cultivo intensivo fomentado por la PAC debe ser sustituido por un modelo "extensivo" que tenga en cuenta a los consumidores y al medio ambiente. Los asesores de Jospin identifican la PAC con aberraciones como la vaca loca,"fruto del productivismo a ulranza"."La agricultura debe conciliar la producción, la salud pública, el empleo y el equilibrio territorial", señala el programa socialista. El PS o es partidario, sin embargo, e desmantelar el sistema de subvenciones. En cuanto a los ataques de los agricultores franceses contra las exportaciones hortofrutícolas españolas, Jospin se ha limitado a condenarlas sin hacer otras consideraciones.

¿Se reformará la OTAN?

Los socialistas franceses(a diferencia de sus aliados comunistas)no plantean objeciones a la reforma de la OTAN.Y parecen menos dispuestos que Jacques Chirac a mantener el pulso con Washington para conseguir que el mando del flanco sur (mar Mediterráneo) recaiga sobre un militar europeo. Por el contrario, están muy interesados en que la UE disponga de un sistema defensivo propio, basado en la Unión Europea Occidental (UEO), para poder intervenir en conflictos regionales sin necesidad de Estados Unidos. Jospin considera que no exisirá una auténtica diplomacia europea (política exterior común) sin un respaldo militar.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 02 de junio de 1997.

Lo más visto en...

Top 50