La primera comisaria de Vallecas se ubicará en un centro cívico

La plaza de Antonio María Segovia cambiará su fisonomía en pocos meses. La Comunidad de Madrid ha decidido ceder a la Jefatura Superior de Policía el centro cívico -sin uso- que allí se ubica para que albergue la futura comisaría de Vallecas Villa. La entrega del local, considerado por fuentes policiales como "excelente", se inscribe en el plan de reorganización del mapa policial madrileño, que incluye la creación de comisarías en los cinco distritos municipales de la capital que carecen de ellas

Más información

El pasado 3 de marzo, una cumbre institucional decidió acabar con el desbarajuste del mapa policial madrileño. Alreldedor de una mesa se sentaron el presidente de la Comunidad de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón; el alcalde, José María Álvarez del Manzano; el delegado del Gobierno, Pedro Núñez Morgades, y el jefe superior de Policía, Carlos Corrales Bueno. Los dirigentes sacaron el compás y decidieron que la demarcación de las comisarías de la capital (18 en la actualidad) coincidiese con los distritos municipales (21).El proyecto, nacido con la idea de racionalizar el uso de efectivos. policiales -tanto municipales como nacionales- y acoplar su acción a un territorio común, implicaba la creación de nuevas comisarías en Vallecas Villa (hasta ahora asumida por Entrevías), Usera (que será segregada de la de Villaverde), Hortaleza (se desgajará de Chamartín), Barajas y Vicálvaro.

Para conseguir esta reorganización, Ruiz-Gallardón y Alvarez del Manzano, dada la falta de fondos de la Jefatura Superior de Policía, se comprometieron a ceder locales.

"En Madrid no hay policía autonómica. Son la Policía Nacional y la Guardia Civil las que cumplen este cometido, y por ello es una obligación moral cederles los medios para que cumplan su función", afirmó el consejero de Presidencia, Jesús Pedroche.

Para determinar cuáles serán los inmuebles que acojan las sedes policiales se han efectuado ya dos reuniones técnicas con la delegación del Gobierno. En ellas también ha participado, por parte de la Administración regional, el consejero de Presidencia, Jesús Pedroche, y del Ayuntamiento, el concejal de Patrimonio, Antonio Moreno, y el teniente de alcalde, José Ignacio Echeverría.

La oferta estrella de la Comunidad ha sido el centro cívico de la plaza de Antonio María Segovia, destinado a albergar la nueva comisaría de Vallecas Villa (60.000 habitantes). La sede tiene 3.689 metros cuadrados. Esta superficie supera las expectativas de los expertos policiales, que cifran entre los 2.000 y 3.000 metros cuadrados la extensión ideal para una comisaría. Prueba del interés de la policía por este inmueble es que ya ha solicitado los planos para las reformas, que pagará el Ministerio del Interior.

Además del inmueble de Vallecas Villa, la Comunidad está dispuesta a ceder el centro cívico de Almendrales, en la plaza del Basalto, sin número. El edificio, de 1.850 metros cuadrados, aún no está terminado. Este factor, junto a su reducido tamaño, ha motivado las reticencias de la policía a convertirlo en sede de la comisaría de Usera (114.000 habitantes).

El Ayuntamiento, por su parte, ha ofrecido cinco colegios. Se trata de edificios que anteriormente habían sido cedidos al Ministerio de Educación, pero que, una vez abandonados, han sido devueltos a los responsables municipales. Aunque por su estructura responden a las necesidades policiales, en algún caso, como el de Barajas, han sido rechazados por sus dificultades de acceso.

La próxima reunión entre. administraciones se celebrará antes de que finalice la semana. En ella se concretará definitivamente cuáles son los locales que servirán de base para la reforma del mapa policial. Además, se analizará la cesión de inmuebles que sirvan como oficina de denuncias, sobre todo, mientras no se hayan acondicionado las comisarías.

Una vez firmadas las cesiones, los inmuebles quedarán en manos del Estado, que se hará cargo de los gastos de acondicionamiento. "Se trata de un plan ambicioso que necesitará años para que sea completado", concluyó Pedroche.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0027, 27 de mayo de 1997.