Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mayor y Serra estuvieron andando entre los coches bomba de Córdoba

Los ministros del Interior, Jaime Mayor, y de Defensa, Eduardo Serra, estuvieron paseando al menos media hora entre los dos coches bomba colocados por ETA en Córdoba y que no explotaron posiblemente por un fallo de ignición. Así lo aseguró ayer, en su toma de posesión en Sevilla, el delegado del Gobierno en Andalucía, el ex diputado popular José Torres Hurtado. "Todos estuvimos dando vueltas alrededor de los coches, que no explotaron por un milagro", dijo ayer Torres Hurtado.Fuentes policiales confirmaron que en las horas posteriores al asesinato del sargento Miguel Angel Ayllón, políticos nacionales, autonómicos y locales estuvieron deambulando entre los coches bomba. "Los dos ministros y el delegado anduvieron muy cerca", indicaron. Los vehículos, cargados con 200 kilos de explosivo, no fueron localizados hasta entrada la tarde.

Los automóviles utilizados por los terroristas tenían las antenas dispuestas para recibir la señal del control remoto y estallar simultáneamente al paso del autobús militar, según Torres. "Aún no sabemos exactamente por qué no lo hicieron. Hubo algún fallo", añadió. El delegado se estrenó en su mandato con esta acción criminal, cometida sólo unas horas antes de su jura del cargo en La Moncloa. "Mi primera actuación ha sido montarme en un Mystère para ir a ver una familia destrozada", dijo durante su discurso oficial.

Identificado Sergio Polo

Torres aseguró que, por "los indicios" que tiene la policía, el comando itinerante que instaló la trampa mortal "ha desaparecido" ya de Andalucía. Uno de sus miembros, Sergio Polo Escobés, Txomin, ha sido identificado por varios vecinos de Córdoba, que han asegurado que lo vieron deambulando por la zona días antes de los hechos. Varios comerciantes lo han identificado como cliente esporádico de sus establecimientos. Un ferretero incluso le vendió unos tornillos que pudieron servir para la carga de metralla. En cualquier caso, los técnicos están analizando los coches y los explosivos.Torres descartó que ETA cuente con infraestructura en la comunidad andaluza. "Por los datos que tenemos, creemos que se trata, en efecto, de un comando itinerante". Por el contrario, el presidente del Gobierno andaluz, el socialista Manuel Chaves, dijo que "la forma en que se ha preparado el atentado" hace pensar en la posibilidad de que sí haya "un comando pemanente". "Está claro que los terroristas llevaban varios días en Córdoba", matizó.

Los 11 presos etarras que permanecen ingresados en la prisión cordobesa consiguieron un día antes del nuevo ataque de su organización ser aislados, afirmó ayer el director del centro, Francisco Velázquez. En principio, sin embargo, no se considera que estuvieran al tanto de lo que iba a ocurrir. En realidad, dentro de sus medidas de presión para forzar su reagrupamiento, habían hecho esa solicitud varias semanas atrás.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 23 de mayo de 1996