Una talla de Fabergé para la farmilia real rusa, vendida por 650 millones

Un huevo de Pascua tallado en 1913 por el joyero Carl Fabergé para la familia real rusa fue vendido ayer en Ginebra por cinco millones de dólares (unos. 650 millones de pesetas). La subasta fue organizada por la firma Cristieos y la identidad del comprador no fue dada a conocer. La pieza tiene más de 3.000 diamantes. El huevo de invierno es uno de los más famosos y, desde ayer, también el más caro, de los 57 que Fabergé realizó para la familia real rusa entre 1885 y 1917.El regalo de Pascua -encargado por el zar Nicolás II para su madre, la emperatriz María Feodorovna- está tallado en cristal transparente. Los grabados del interior simulan cristales de hielo. La sorpresa es una cesta de platino que contiene flores de primavera.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 16 de noviembre de 1994.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50