Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las víctimas piden que dimita Auger por sus críticas al procedimiento

El presidente de la Audiencia Nacional, Clemente Auger, calificó ayer de "procedimiento bastante perverso" la apertura de juicio oral a siete responsables de la Administración durante la etapa de UCD por el envenenamiento con aceite de colza desnaturalizado, ya que se utiliza un proceso penal para obtener una indemnización, y no una condena.Juan Antonio Sánchez, portavoz de la Coordinadora Nacional de Afectados, declaró a Efe que Auger "debería dimitir, porque es un sumiso al poder político y un inútil en el aspecto judicial". Sánchez aseguró que Auger conoce el interés que tienen los perjudicados en que el proceso penal siga su curso y que "prueba de ello es que durante año y medio ha estado la coordinadora manifestándose [ante la sede de la Audiencia Nacional] para que se descartaran medidas de gracia".

Auger considera que se da "una perversión del proceso". 'La función del derecho penal y de la apertura del juicio oral es imponer una pena, y no cobrar una indemnización. Y cuando, de hecho, desaparece la pretensión de la pena y sólo se pretende cobrar la indemnización, el proceso está pervertido", aseguró ayer el magistrado en Universidad Menéndez Pelayo, de Santader.

Auger añadió que no se puede hacer una trasposición mecánica y pensar que, puesto que los aceiteros fueron condenados, también lo serán los responsables de la Administración. "En el supuesto de que se produzca una condena, que no se crea que se va a hacer un traslado de la indemnización fijada a los aceiteros. Yo no veo ninguna obligación", dijo.

Además, se mostró convencido de que si la indemnización estuviera ya abonada no se celebraría el juicio, ya que el Ministerio Fiscal no ha presentado acusación y ha pedido el sobreseimiento. "Me cuesta mucho creer que si las indemnizaciones estuvieran abonadas se celebrase el juicio", agregó.

Partida para indemnizar

Antonia Seco de Herrera, miembro de la coordinadora de afectados, replica que ellos nunca hubieran "renunciado a que se abriera un juicio oral a los altos cargos, aún en el caso de que se hubiera llegado a un acuerdo sobre las indemnizaciones".

El ministro de Justicia e Interior, Juan Alberto Belloch, afirmó ayer que el Gobierno deberá habilitar una partida especial en los Presupuestos del Estado para indemnizar a las víctimas del envenenamiento con aceite de colza desnaturalizado si los jueces declaran a la Administración responsable civil subsidiaria. Se tratará de "un esfuerzo de solidaridad que pagarán todos los ciudadanos, y que habremos de afrontar si lo deciden los tribunales", informa Ignasi Soler.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 31 de agosto de 1994