Los fiscales vascos critican la injerencia de la Audiencia en el 'caso Revilla'

El fiscal jefe del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco, Jesús Cardenal, ha respondido con dureza al varapalo que recibió de los fiscales de la Audiencia Nacional contra su decisión de rebajar las penas solicitadas para los intermediarios en el secuestro del industrial Emiliano Revilla. En un escrito respaldado por unanimidad por la junta de fiscales y remitido al fiscal del Estado, Eligio Hernández, se acusa a los fiscales antiterroristas de intentar "suplantar" y "relegar" la actuación de Cardenal en la vista contra José María Elosúa y Francisco Arratibel, acusados de cobrar por su ayuda en la liberación del secuestrado, en 1988.La Fiscalía de la Audiencia remitió la semana pasada a Eligio Hernández un escrito en el que reclamaba medidas para unificar las peticiones de pena contra los intermediarios en el pago de rescates exigidos por ETA en casos de secuestro y chantajes. El escrito lamentaba la decisión de Cardenal de rebajar de ocho a cuatro años la petición para Elosúa y Arratibel.

Frente a la crítica de que esta unidad del ministerio fiscal, al apartarse de los criterios de la Audiencia Nacional, los fiscales vascos responden que, de seguirse dicha argumentación, no habría ningún margen de maniobra para los fiscales ajenos a la Audiencia. Cardenal argumentó ayer, en rueda de prensa, que se mantuvo la unidad de criterio porque "no existieron instrucciones concretas y particulares respecto a este tema".

El ministerio público entiende que la reducción de ocho años de prisión a cuatro, tras apreciar la eximente incompleta de "estado de necesidad" en el delito de colaboración con banda armada, responde a la aplicación de la normativa legal y de la jurisprudencia existentes.

Descalificaciones impropias

La Fiscalía de la Audiencia Nacional había subrayado la "inseguridad jurídica que tan grave disparidad de criterios (...) puede crear en la sociedad, lo que no hace sino acrecentar la desconfianza del ciudadano ante la Administración de Justicia". La junta de fiscales vascos, reunida en sesión extraordinaria, viene a resenar que los criterios "no son patrimonio de ningún fiscal o fiscalía", porque si no "se convertirían en principios generales de actuación del ministerio público en este tipo de temas".Por todo ello, consideraron que la "imputación que gratuitamente" realizaron los fiscales antiterroristas "resulta particularmente rechazable, porque supone suplantar" la labor del fiscal que actuó durante la vista oral. "La Junta rechaza, del modo más tajante y enérgico, las descalificaciones personales y profesionales de la Fiscalía de la Audiencia Nacional, impropias de cualquier persona, y más aún tratándose de miembros de la carrera fiscal".

La sentencia será dictada probablemente esta misma semana, según fuentes del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0022, 22 de marzo de 1994.

Lo más visto en...

Top 50