Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

EE UU congela los precios a las empresas de televisión por cable

La Comisión Federal de Comunicaciones (FCC) amplió el martes la congelación temporal del incremento de los ingresos de las compañías de televisión por cable, en un esfuerzo por mantener bajas las tarifas mientras se prepara para imponer, dentro de este mismo mes, un nuevo conjunto más estricto de regulación permanente de precios.Los operadores de sistemas de cable han anunciado rápidamente su intención de combatir la congelación en curso, argumentando que serán penalizados mientras el Gobierno continúe revisando las normas.

Los grupos de presión de la industria han estado abrumando a la comisión, al Congreso y a la Casa Blanca con la esperanza de disuadir a la Comisión Federal de Comunicaciones de adoptar un nuevo paquete de normas de regulación permanente de las tarifas, que es más duro que el impuesto hace aproximadamente un año.

Los funcionarios de la comisión expresaron su deseo de adoptar esta semana ese conjunto de reglas más estrictas para las tarifas. Pero la cuestión ha sido más problemática de lo que esperaban y los funcionarios han dicho que ahora pretenden imponer las medidas hacia la tercera semana de este mes.

De cualquier manera, las nuevas reglas no entrarán en vigor hasta dentro de varios meses, en parte debido a que miles de ayuntamientos en todo el país tienen todavía que solicitar una certificación a la FCC. A consecuencia de esto, la Comisión Federal de Comunicaciones ampliará la congelación temporal de tarifas hasta el 15 de mayo.

Con su nuevo presidente, Reed E. Hundt, la Comisión Federal ha estado intentando disipar la confusión derivada de una primera ronda de regulaciones de las tarifas del cable. El pasado mes de abril, la comisión anunció unas medidas que supondrían una disminución de los ingresos de la industria de más de mil millones de dólares al año.

Pero mientras las tarifas se redujeron para casi un tercio de los usuarios, aumentaron para el resto, mientras los operadores de cable encontraban nuevas vías de readaptar sus precios. (o The New York Times

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 11 de febrero de 1994