"¡Voten por fax!"

"iVoten por fax!", fue la respuesta del funcionario de la Embajada guineana en Madrid que ayer atendió a los ciudadanos guineanos que preguntaron por los mecanismos de voto puestos por la representación diplomática a disposición de los aproximadamente 20.000 miembros de expatriados de la ex colonia que residen en España.La sorpresa de los que acudieron a la legación fue mayúscula cuando comprobaron que la embajada estaba cerrada a cal y canto y que cuando, por fin, asomó el único funcionario presente en su interior se les sugirió que enviasen su voto a Guinea Ecuatorial por medio de algún fax -no el de la representación diplomática- y que en función de la posterior verificación de su presencia en el censo -no dijo por quién ni por qué medios- se consideraría su comunicación tan buena como una papeleta regular.

Más información
Los guineanos desafían a Obiang y dan la espalda a las legislativas por falta de garantías

El funcionario guineano que asomó de las penumbras de la embajada -donde no se reponen las bombillas cuando se funden ni suelen funcionar las líneas de teléfono por falta de pago- tampoco supo aclarar a qué número de fax de Guinea debían enviar su mensaje los electores.

Mientras, en la acera del lado opuesto a la embajada, en una céntrica calle de Madrid, un grupo de expatriados de la etnia bubi, originaria y mayoritaria en la isla de Bioko, reivindicaba el derecho a la autodeterminación ante el abandono y opresión del Gobierno de la etnia fang, a la que pertenece el presidente Obiang.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS