Una red automática medirá el ruido en las calles de Madrid

El ruido que atruena muchas calles de Madrid va a ser cuantificado mediante una red automática de control acústico que va a instalar la Dirección General de Política Ambiental. La implantación de esta red salió ayer a concurso en el Boletín Oficial del Estado como parte de un programa piloto que será ensayado en Madrid y Zaragoza. El coste de la red se evalúa en 80 millones de pesetas y deberá estar instalada en un plazo de seis meses.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 29 de septiembre de 1993.