Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ELECCIONES EN FRANCIA

5.169 candidatos para 577 escaños

Las elecciones legislativas del 21 y 28 de marzo representan un récord absoluto en la V República francesa. Un total de 5.169 personas, el doble que en los comicios de 1988, se presentan para ocupar los 577 puestos de la Asamblea Nacional. Cada escaño en juego tiene, como media, diez hombres y mujeres aspirantes a ocuparlo. Los electores disponen de una gran variedad. Los motivos de esta explosión son, a juicio de los expertos, diversos.Tres son las razones que explican ese súbito entusiasmo por la carrera política:

a) La nueva ley electoral, que limita los gastos de campaña y democratiza el darse a conocer; b) El que esa misma ley permita soñar con que, incluso sin ser elegido, montar un partido y concurrir a las elecciones sea un buen negocio; c) Los numerosos submarinos ecologistas subvencionados por comunistas y socialistas para arrebatarles votos a los verdes homologados.

El caso más sorprendente es el del Partido Para la Defensa de los Animales (PPDA). Se trata de un movimiento antiviviseccionista y liderado por un abogado marsellés (Bernard Manovelli), antiguo militante del RPR y hoy partidario de la pena de muerte. El PPDA presenta 551 candidatos, la mayoría de ellos hallados en las sedes de la Sociedad Protectora de Animales. Manovelli no tiene ningún inconveniente en admitir que su objetivo es "hacer dinero".

El Estado abona dinero por cada voto conseguido, independientemente de obtener o no representación parlamentaria. Los ecologistas homologados con que alcancen el 15% de los votos pueden ganarse 40 millones de francos, con lo que sí estarán en condiciones de financiar su campaña. Pero el problema de conciencia lo protagonizan grupos que quizá ni tan sólo logren un 0,5% de los votos: les basta con presentarse en un mínimo de 50 circunscripciones para tener derecho a unos cuantos francos cada año y por cada sufragio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 6 de marzo de 1993