_
_
_
_

EE UU refuerza la seguridad de sus diplomáticos en Guinea tras las amenazas de muerte al embajador

"Nuestros hermanos zaireños nos han dado una nueva fórmula: matar a los embajadores". Así dice el mensaje que fue dirigido la pasada semana al embajador de Estados Unidos en Guinea Ecuatorial, John Bennet, al que ha tenido acceso este diario. En la mayor parte de las cancillerías extranjeras en la capital guineana se apunta al Gobierno de Malabo como el responsable de la amenaza que ha provocado el reforzamiento de las medidas de seguridad de la representación norteamericana.

Un nuevo y misterioso Movimiento Nacional de Guinea Ecuatorial firma un mensaje enviado, de forma anónima, a la embajada norteamericana en Malabo en el que promete que el embajador John Berinet volverá a América "cadáver". "Nuestro movimiento acaba de aprender una nueva receta para terminar con tus acciones diabólicas contra el pueblo de Guinea", dice la misiva al referirse a la muerte, causada por una bala perdida, del representante diplomático francés en Kinshasa, la capital de Zaire, durante los disturbios registrados en dicha ciudad africana el pasado mes. "Tú, señor Bennet, eres el segundo embajador que va a ser víctima de la transición política", añade el texto.John Bennet se ha ganado fama de ser el más firme valedor en Malabo de las aspiraciones democráticas que han convertido la ex colonia española en un hervidero de protestas contra el régimen de Teodoro Obiang, apoyado por Francia y Marruecos. El haber dado refugio en su embajada a diversos opositores guineanos durante las recientes redadas del régimen y su defensa de la democratización del país, han provocado airadas reacciones de las autoridades guineanas que han tenido el descaro de exigir a Washington, en dos ocasiones, la retirada de su representante en Malabo.

El Departamento de Estado norteamericano no sólo ignoró estas peticiones, sino que dirigió un tajante mensaje a Obiang en el que responsabiliza a su Gobierno de lo que pueda ocurrir en su territorio a todo ciudadano norteamericano e incluso guineano. Ahora, la aparición de un Movimiento Nacional de Guinea Ecuatorial que asegura luchar contra el "imperialismo y el colonialismo" no ha convencido a los diplomáticos y observadores occidentales en Malabo. En estos medios se considera que la amenaza de muerte contra Bennet constituye un nuevo desafío del régimen guineano contra el bloque de países y entidades humanitarias tildados de neocoloniales y entrometidos por su apoyo a la transición democrática.

Ante la situación, según ha podido saber este diario, la seguridad de la embajada norteamericana ha sido reforzada. Además, Washington ordenó ayer la retirada de los diez voluntarios norteamericanos del cuerpo de paz presente en el país por razones de seguridad.

Fuentes del Congreso norteamericano comentaron a este diario que, de verificarse el origen gubernamental del mensaje, ello debería plantear nuevas reflexiones al Departamento de Estado, que estaba estudiando la retirada de su representación en Malabo en el marco de un reajuste presupuestario. La retirada norteamericana de Guinea preocupa a algunos medios políticos españoles, temerosos de que ello deje a España sola en su lucha por la democratización de Guinea, frente a Francia y Marruecos, alineados con Obiang.

El escrito contra Bennet denuncia sus supuestas "acciones diabólicas" contra el pueblo guineano al que intentaría "instigar a la violencia" y convierte sus conversaciones con los numerosos militantes de la oposición guineana, víctimas de las torturas policiales, en "andanzas nocturnas" a los "barrios más bajos y de dudosa reputación de Malabo".

Conocer lo que pasa fuera, es entender lo que pasará dentro, no te pierdas nada.
SIGUE LEYENDO

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_