Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un miembro del 'comando Vizcaya' de ETA muere en un tiroteo con la Ertzaintza en Bilbao

Una persona resultó muerta y otras tres heridas -una de ellas un miembro de la Ertzaintza- en el transcurso de un tiroteo entre miembros de la policía autonómica vasca y los ocupantes de un vehículo, presuntos miembros de ETA. El intercambio de disparos comenzó sobre las 22.50 de ayer en el barrio bilbaíno de Begoña cuando una furgoneta camuflada de la Ertzainta interceptó a un turismo para detener a un presunto comando de ETA. Según fuentes policiales, el fallecido es Juan María Ormazábal, alias Turko, miembro del comando Vizcaya de ETA.

La policía imputa a Ormazábal la comisión al menos de dos asesinatos. El último tuvo lugar el pasado 13 de junio y en él resultó muerto el guardia civil Ricardo Couso cuando esperaba en la puerta de un colegio de Trápaga (Vizcaya) la salida de su hijo.

En el tiroteo entre efectivos de la policía autónoma vasca y los presuntos terroristas se produjeron, además, tres heridos y uno de los presuntos terroristas logró huir. El intercambio de disparos entre los ertzainas y los ocupantes del vehículo, un Renault 19 con matrícula de Vitoria, comenzó, según testigos presenciales, sobre las 22:50 de ayer en la calle Amadeo Deprit, en el barrio bilbaíno de Begoña, a pocos metros del lugar donde están ubicadas las barracas de feria, en el parque de Etxebarria.

Una vez finalizado el tiroteo, la policía autonómica vasca acordonó toda la zona. En el asfalto yacía el cuerpo de uno de los presuntos integrantes del comando etarra. El cadáver permaneció tendido en el suelo hasta pasadas las 0:30 horas de hoy, momento en que el juez ordenó el levantamiento del cuerpo.

A la hora de producirse el tiroteo el escenario de la operación policial estaba bastante concurrido, según aseguraron numerosos testigos, aunque no se produjeron heridos ajenos al intercambio de disparos. En el lugar de los hechos la policía recogió numerosos casquillos de bala.

Fuentes de la lucha antiterrorista confirmaron a la agencia Efe que las personas implicadas en el tiroteo estaban relacionadas con ETA. Las mismas fuentes no pudieron precisar si todos los ocupantes del vehículo interceptado eran miembros del comando Vizcaya o viajaban también componentes de un grupo de apoyo a la organización armada. A la hora de cerrar esta edición, los responsables de la Ertzaintza no habían facilitado aún una versión oficial de los hechos ni habían confirmado la identidad del fallecido.

Testigos presenciales comentaron a los medios de comunicación que se desplazaron hasta el lugar de los hechos que uno de los heridos gritó Gora Euskadi Askatuta (Viva Euskadi Libre) y Gora ETA (Viva ETA) en el momento de ser detenido e introducido en la ambulancia.

Vecinos del lugar fueron conminados por miembros de la policía autonómica, que vestían de paisano, a mantenerse en sus casas y alejados de las ventanas ante el riesgo de una explosión. Tras el tiroteo, efectivos de la Ertzaintza utilizaron perros adiestrados en la localización de explosivos. A la hora de cerrar esta edición, tres de la madrugada de hoy,, aún no se había localizado ningún paquete sospechoso.

Dos de los heridos en el tiroteo fueron trasladados al hospital Civil de Basurto por una ambulancia de la Asociación de Ayuda en Carretera (DYA) y otra de la Cruz Roja. Una portavoz del centro sanitario bilbaíno confirmó que ambas personas presentaban heridas por arma de fuego y que su estado era grave.

Las mismas fuentes facultativas confirmaron, a primera hora de la madrugada de hoy, que uno de los heridos iba a ser intervenido quirúrgicamente por el equipo médico del centro. La portavoz del hospital no facilito la identidad de las dos personas ingresadas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 30 de agosto de 1991

Más información

  • La policía autonómica interceptó un vehículo en el que viajaban los terroristas