Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA BATALLA POR EL PODER LOCAL

Suárez afirma que el PP está a la "caza y captura" de militantes del CDS

C. M. "La caza y captura de militantes del CDS por el PP es intolerable y ha dañado la credibilidad de este partido", afirmó ayer en Ciudad Real el presidente centrIsta, Adolfo Suárez. Mientras, el candidato del CDS a la Junta de Castilla-La Mancha, José Luis Gómez Calcerrada, acusó a Aznar "y a toda su camarilla", de tener un comportamiento "fascistoide". "Son los herederos políticos de Blas Piñar, con 20 años menos y pasados por la universidad", señaló.

El presidente del CDS dejó claro que no se repetirán los pactos con el PP tras las elecciones, "porque tienen que hacerse sobre programas progresistas"; algo de lo que, según Suárez, carecen los populares. En cuanto al PSOE, "lo veremos el día 27", dijo. El peligro de que los centristas se diluyan en el PSOE si se consolidan estos pactos no se contempla. "Quien lo intente lo va a tener difícil", afirmó.

Lo que sí está claro, según Suárez, es que desaparecerán las mayorías absolutas y que el CDS "determinará posibles gobiernos de coalición". "En Madrid", afiadió, "seremos decisivos en la formación de gobiernos". Según Suárez, las iniciativas del PP tendentes a pactos con partidos regionalistas "pueden llevar a una nueva CEDA [partido de la II República] y eso ya sabemos como acaba", afirmó. En su opinión, lo más importante es que se consoliden partidos nacionales para realizar grandes acuerdos".

Suárez echó la culpa al PP de haber transmitido la idea de que el CDS desaparecerá tras las elecciones. El líder centrista descartó esta posibilidad y afirmó que "el único fracaso electoral sería no sacar un sólo representante".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 13 de mayo de 1991