Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Contratos latentes

En referencia al artículo publicado el 10 de septiembre en el que se decía que el 83% de los contratos a tiempo parcial se aplican a mujeres, yo ampliaría y diría que también a las mujeres se nos aplican la mayoría de los contratos temporales. Y es que cualquier mujer trabajadora en edad de procrear es un peligro latente, pues nos quedamos embarazadas y luego pedimos el permiso por maternidad. Aunque las únicas mujeres en este país con derecho a ser madres son las funcionarias y alguna que otra afortunada con contrato fijo. Las demás, si queremos tener algún hijo, no se nos renueva el contrato y en paz. Yo trabajé durante año y medio en la Escuela Taller de Cabra del Santo Cristo (Jaén) como directora, y cuando llevaba un mes con baja maternal, el alcalde me dijo que no me renovaba el contrato para ahorrar dinero y para que así yo pudiera cuidar mejor a mi hija. A la Dirección Provincial del Inem le pareció bien la iniciativa del alcalde; al fin y al cabo era el primer caso conocido en el que se quiere ahorrar dinero público destinado a crear empleo.Pero seguramente cualquiera de nosotros conoce un caso al menos en que la empresa despide a las empleadas cuando van a dar a luz y luego vuelven a contratarlas (las que tienen suerte) La mayoría nos quedamos con nuestro pequeño retoño y sin trabajo-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 18 de septiembre de 1990