Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Rey destaca la batalla que da España por Latinoamérica en la Comunidad Europea

IGNACIO CEMBRERO, ENVIADO ESPECIAL, El Rey rechazó ayer en México que España se haya olvidado de América desde que entró en la Comunidad Europea (CE), y aseguró que, por el contrario, "ha batallado con todo coraje para que la CE fuera consciente de la compleja realidad americana y para hacer patente que Iberoamérica es el continente que mayores señas de identidad tiene en común con Europa". Su anfitrión, el presidente Carlos Salinas, le dio la razón al decir que "en España vemos a un aliado para que la Europa unida sea también una oportunidad de desarrollo para los mexicanos".

En la cena de gala que el jefe del Estado mexicano, Carlos Salinas de Gortari, ofreció al Monarca español en la residencia presidencial de los Pinos, don Juan Carlos se declaró preocupado por el "velado reproche que (..) se le hace a España desde este continente al decir que, con su integración (..) en Europa, mi país ha vuelto la espalda a América". A renglón seguido, don Juan Carlos enumeró las iniciativas tomadas por España, en el seno de los doce, en defensa de los intereses de los países latinoamericanos.Según fuentes diplomáticas, muchas de estas iniciativas, como la propuesta de creación de un Fondo Europeo de Garantía para intentar aliviar el problema de la deuda externa, han caído en saco roto porque los socios europeos de Madrid no comparten la sensibilidad española por este continente y la descomposición del bloque socialista acrecentará probablemente aún más su desinterés por las ex colonias de España y Portugal.

Guerrilla salvadoreña

En la alocución con la que concluyó la primera jornada de su visita oficial, el Rey se abstuvo de criticar la intervención norteamericana en Panamá y no mencionó la guerra civil en El Salvador, limitándose a señalar que "los recientes acontecimientos en la zona [Centroamérica] nos han sumido en la congoja". Para facilitar la pacificación de esa región, "mexicanos y españoles debemos multiplicar esfuerzos", enfatizó don Juan Carlos.

Nada más llegar a México, el ministro de Exteriores, Francisco Fernández Ordóñez, mantuvo un encuentro con dos representantes del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional, la guerrilla salvadoreña, Salvdor Samayoa y Ana Guadalupe, cuya dirección en el exilio tiene su sede en esta capital.

La jornada empezó con el recibimiento oficial que Salinas de Gortari brindó a los Reyes en el Palacio Nacional y un breve encuentro informal entre ambos jefes de Estado. A continuación, don Juan Carlos ofreció en la Embajada de España una recepción a representantes de la colonia española, a los que agradeció '"lo que habéis hecho en pro de la magen de España en México y a favor de unas relaciones bilaterales que han alcanzado un alto grado de desarrollo", como demuestra la firma, prevista para hoy, de un ambicioso tratado de coperación y amistad.

El acuerdo prevé la concesión de créditos e inversiones españolas en México por valor de 450.000 millones de pesetas, de aquí a 1995, y Salinas, agradecido, declaró anoche que "no olvidamos que fue España uno de los primeros países en reconocer abiertamente el esfuerzo de nuestro pueblo y en mostrar una actitud solidaria".

Por la tarde, el Monarca tuvo de nuevo ocasión de elogiar la labor de los españoles asentados en el país azteca al visitar el Colegio de México, que en su día fue Colegio de España, centro de la intelectualidad española republicana exiliada tras la guerra civil. "Y tampoco", dijo el Rey, "quisiera dejar de evocar a aquellos españoles que, precisamente por su fe en los principios democráticos, arribaron a México".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 11 de enero de 1990

Más información

  • Don Juan Carlos recuerda en México a los exiliados