_
_
_
_
Entrevista:

"Me preocupa la relación entre 'etarras' e independentistas canarios"

Declaraciones de Lorenzo Olarte, presidente del Gobierno de Canarias

Lorenzo Olarte, único presidente centrista de una comunidad autónoma, celebró hace poco el segundo cumpleaños del ensayo canario, un Gabinete de coalición de centro derecha y nacionalista formado por su partido, el CDS, y otras tres fuerzas, las Agrupaciones Independientes de Canarias (AIC), el Partido Popular y la Agrupación Herreña Independiente (AHI). "Me preocupa cualquier relación entre etarras e independentistas canarios", dice respecto al traslado de presos de ETA al archipiélago.

Personalmente ha cubierto ya más de siete meses gobernando siete islas después de que su correligionario Fernando Fernández Martín perdiera una moción de confianza por el pleito universitario.Hasta ahora Olarte ha logrado sobrevivir a la poderosa oposición del PSOE -primer partido del archipiélago-, haciendo así abrigar esperanzas, en vísperas electorales, a una hipotética alternativa a Felipe González, quien no ha puesto aún fecha a la audiencia que le solicitara. Olarte debe, quizá, a su profesión de abogado una fama bien ganada de litigante frente a Madrid, primero en la famosa guerra de los arbitrios y ahora a causa de la dispersión de presos etarras, que, en su opinión, fomentará el independentismo.

Pregunta. ¿Qué debe hacer el CDS en las próximas elecciones?

Respuesta. No debe realizar giro alguno, sí reafirmar su voluntad centrista y progresista. En las europeas TVE trató de perjudicar al CDS, sembrando en la opinión pública la idea de que era como votar a la derecha.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
SIGUE LEYENDO

P. El ministro de Justicia le ha criticado por su rechazo al traslado de presos de ETA a Canarias. ¿Qué opina usted?

R. Enrique Múgica se ha equivocado. La dispersión de etarras, tal como se ha planteado, es una chapuza. Una chapuza de singulares dimensiones. El reciente conflicto con los funcionarios de prisiones, que empezó en Las Palmas a raíz del desgraciado suceso del paquete bomba, que mató en agosto a la madre de un funcionario, es un claro ejemplo de ello. Los funcionarios tienen perfecto derecho a negarse a ser directos objetivos del terror. La presencia de etarras en las prisiones del archipiélago puede ser extraordinariamente perjudicial. En las pasadas elecciones, Herri Batasuna montó su campaña electoral, apoyada por Antonio Cubillo (líder independentista) y su gente, con carteles de los etarras presos en las islas. Esto, en Canarias es insólito. Me preocupa, bastante más que al señor Múgica, cualquier relación entre etarras e independentistas canarios.

20.000 millones

P. Existe una imagen suya de opositor a Madrid, quizá por su negativa de comienzos de año al desarme arancelario con la Comunidad Europea (CE), que se recuerda como el borrellazo. ¿Es o no es una imagen falsa?

R. Quien me conozca bien sabe que soy enemigo de la confrontación. Lo que pasó entonces es que la Administración central se equivocó jurídica y políticamente en el pulso que mantuvo con nosotros. Se nos quiso aplicar un precepto constitucional (intervención de competencias por parte del Estado ante una supuesta desobediencia de Canarias) que habría provocado una auténtica revolución política en el archipiélago. José Borrell, secretario de Estado de Hacienda, vino y se impuso la cordura. La consecuencia fue bien clara: Canarias logró cerca de 20.000 millones de pesetas para los Cabildos y Ayuntamientos, cuya primera entrega de 3.450 millones de pesetas ha sido satisfecha ya.

P. ¿Cuál es la causa de la actual recesión turística en las islas?

R. La España receptora de turistas, y no sólo Canarias, atraviesa ese bache. Las causas son varias: la fuerza de la peseta, un invierno plácido en Europa y también, cómo no, la inseguridad ciudadana en algunas zonas. En las islas hemos reaccionado con un plan de choque, que contempla acciones de cara al exterior y planes insulares de ordenación (el de Lanzarote será, en breve, el primero) de cara al año 2000. Queremos corregir una ligereza del anterior Gobierno socialista canario, que posibilitó un crecimiento exagerado de la oferta, haciéndonos caer en manos de los operadores turísticos, que imponen su ley y sus precios.

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo

¿Quieres añadir otro usuario a tu suscripción?

Si continúas leyendo en este dispositivo, no se podrá leer en el otro.

¿Por qué estás viendo esto?

Flecha

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo y solo puedes acceder a EL PAÍS desde un dispositivo a la vez.

Si quieres compartir tu cuenta, cambia tu suscripción a la modalidad Premium, así podrás añadir otro usuario. Cada uno accederá con su propia cuenta de email, lo que os permitirá personalizar vuestra experiencia en EL PAÍS.

En el caso de no saber quién está usando tu cuenta, te recomendamos cambiar tu contraseña aquí.

Si decides continuar compartiendo tu cuenta, este mensaje se mostrará en tu dispositivo y en el de la otra persona que está usando tu cuenta de forma indefinida, afectando a tu experiencia de lectura. Puedes consultar aquí los términos y condiciones de la suscripción digital.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_