Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El teniente de alcalde del Ayuntamiento de Camas, agredido por un concejal de IU

José Antonio Otero, teniente de alcalde del Ayuntamiento de Cangas de Morrazo, fue agredido en la noche del viernes por un grupo de personas capitaneadas por el concejal de Izquierda Unida Antonio Sangabriel. Los hechos se desarrollaron, según la versión del agredido, sobre las nueve de la noche, cuando el teniente de alcalde socialista se encontraba en un bar de la localidad acompañado por una compañera del partido. En esos momentos, una veintena de personas irrumpieron en el bar y, tras advertir a la mujer que se apartara, comenzaron a golpear a José Antonio Otero sin que mediara provocación o conversación alguna.

Minutos más tarde, Otero perdía el conocimiento, momento en que sus agresores se dirigieron al domicilio de otro concejal socialista, Juan Portela, quien hubo de refugiarse en casa de un vecino para evitar ser agredido. José Antonio Otero fue trasladado por la Guardia Civil a la Casa del Mar de Cangas, donde se le efectuó un primer reconocimiento, y posteriormente a un centro médico de Vigo, donde se le apreció traumatismo craneoencefálico, erosiones múltiples y contusiones en brazo y rodilla derechos.

Mientras, el alcalde, Lois Pena, advertido de estos hechos, trataba de ponerse en comunicación con el gobernador civil de Pontevedra, Jorge Parada, sin conseguirlo e interponía la pertinente denuncia, cuyas diligencias fueron trasladadas al juzgado número 1 de Pontevedra, sin que el juez considerase oportuno proceder a la detención de Antonio Sangabriel.

Por estas razones, Lois Pena manifestó en una rueda de prensa celebrada ayer que el lunes pondrá estos hechos en conocimiento del ministro del Interior Jose Luis Corcuera, y que pretende conseguir una reunión con la ejecutiva gallega del PSOE para analizar esta nueva situación.

Para el alcalde Lois Pena la pacificación de Cangas tras estos incidentes pasa por el encarcelamiento de Sangabriel, a quien calificó de "falangista reconvertido y asesino en potencia" y dijo no entender por qué el gobernador civil "se sigue tirando faroles" al asegurar que en Cangas no pasa nada.

Negociación en peligro

Estos hechos han puesto en peligro las negociaciones para la solución de la situación política de Cangas, que deberían iniciarse el próximo martes día 28, ya que el grupo municipal socialista de Cangas se niega a participar en conversaciones mientras Antonio Sangabriel siga libre y pueda sentarse a la mesa de negociaciones. Desde Santiago -informa Xose Hermida- representantes de los partidos políticos gallegos creen que la paliza al teniente de alcalde podría frustrar las expectativas creadas en los últimos días sobre la posible apertura de una negociación tras desbloquear la situación del Ayuntamiento de Cangas, donde la actividad municipal está paralizada desde hace varios meses.

Los grupos de la oposición, Partido Popular, Frente Popular Galego, Partido Socialista Galego-Izquierda Galega e Izquierda Unida, aceptaron la oferta de diálogo realizada por el secretario general del PSG-PSOE, Antolín Sánchez Presedo, y propusieron a los socialistas celebrar la primera reunión el próximo martes. Sin embargo, el alcalde, Lois Pena, insinuó ayer en declaraciones a Radio Autonómica Gallega que las negociaciones podrían aplazarse tras la agresión a su compañero.

Los vecinos de la localidad pontevedresa impidieron de nuevo esta semana que Lois Pena se reintegrase a su despacho en la casa consistorial. El controvertido alcalde socialista reiteró que no piensa dimitir "porque quienes me lo piden -afirma- son una pandilla de energúmenos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 6 de agosto de 1989

Más información

  • Lois Pena acusa al agresor de ser un "falangista reconvertido"