Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Desactivado en la localidad de Tudela un coche bomba con 50 kilos de amonal

El coche bomba desactivado en la tarde de ayer en la localidad navarra de Tudela por artificieros del Cuerpo Nacional de Policía contenía 50 kilos de amonal y 150 de metralla, instalados en el interior de dos bombonas de butano, junto a las cuales fue hallado un dispositivo de radiocontrol.Según fuentes de la Delegación del Gobierno en Navarra, un comando que dijo actuar en nombre de ETA Militar preparó a lo largo de la mañana de ayer un atentado finalmente frustrado contra las patrullas de la policía que acudieron a vigilar el desarrollo de un partido de fútbol en el estadio Elola, de Tudela.

La localización de la furgoneta Mercedes Benz de color azul, matrícula de Navarra 3139-U, en cuyo interior habían colocado el amonal y la metralla, además de 10 sacos de cemento para dirigir la onda expansiva, permitió modificar el recorrido de las patrullas de la policía.

Los hechos se iniciaron a las nueve de la mañana, cuando el propietario de la furgoneta, perteneciente a la empresa J. Urrutia, de Tafalla, recogió a una persona que le había alquilado el vehículo para transportar muebles. Al llegar a las cercanías del hostal Los Abetos, en el término municipal de Valtierra, el ocupante esgrimió una pistola y obligó a parar al conductor de la furgoneta, al tiempo que subía un segundo miembro del comando que esperaba en el lugar. Tras recorrer unos dos kilómetros, el propietario fue abandonado, maniatado a un árbol en un pinar cercano. Poco después, un paseante lo vio y dio aviso a efectivos de la Guardia Civil.

Robo a punta de pistola

Hacia el mediodía, dos personas abordaban a José María Pemán y a Estanislao Torres a unos cinco kilómetros de Tudela, en la carretera que conduce a Pamplona, mientras ambos pescaban cangrejos en un río del lugar. Tras apuntarles con sendas pistolas y afirmarles que pertenecían a ETA, los dos jóvenes les condujeron a un paraje arbolado, donde les ataron a unos arbustos con cadenas y les robaron su vehículo, un Peugeot 309.Efectivos de la Guardia Civil y del Cuerpo Nacional de Policía encontraron a primera hora de la tarde la furgoneta Mercedes Benz aparcada a unos 300 metros del estadio de fútbol Elola, en Tudela, y a unos 150 metros de este lugar, en un alto desde el que se divisaba el primer vehículo, se localizó el Peugeot 309. Tras realizar tres explosiones controladas, los artificieros desplazados desde Pamplona lograron desactivar las cargas explosivas que contenía la furgoneta y comprobaron a su vez que en el turismo no había artefacto alguno.

Se da la circunstancia de que la furgoneta con el explosivo fue aparcada a unos 20 metros del lugar por el que hoy, lunes, deberá pasar el presidente del Gobierno de Navarra, el socialista Gabriel Urralburu, que anunció días atrás que durante toda la presente semana trasladaría a Tudela su despacho oficial.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 15 de mayo de 1989